La contienda interna del Partido Demócrata avanza con once aspirantes para recuperar la Casa Blanca en 2020

De izq. a dcha., Bernie Sanders, Elisabeth Warren y Joe Biden.
De izq. a dcha., Bernie Sanders, Elisabeth Warren y Joe Biden.
ARCHIVO

La inesperada derrota de Hillary Clinton en las elecciones presidenciales de 2016 fue un durísimo varapalo para el Partido Demócrata, vencido por Donald Trump, un magnate sin experiencia política y con un polémico discurso cargado de tintes xénofobos, machistas y hómofobos.

Las elecciones legislativas de 2018 fueron la cara opuesta de la moneda, donde los demócratas recuperaron el control de la Cámara de Representantes, comandada ahora por la histórica congresista Nancy Pelosi, en detrimento de quien llevaba siendo su líder durante casi cuatro años, el republicano Paul Ryan. Aquello supuso un golpe bajo para Trump, debilitado al perder la mayoría en la Cámara Baja, pero logrando mantenerla en el Senado.

La reciente apertura del impeachment que ha abierto el Partido Demócrata ha puesto al presidente en el disparadero, pero la mayoría republicana en el Senado da por sentado que es prácticamente imposible que prospere el proceso de destitución contra él.

Siendo conscientes de ello, los demócratas cuentan con una nueva oportunidad el próximo 3 de noviembre de 2020, fecha en que se celebrarán las siguientes elecciones presidenciales. Es un hecho que Donald Trump optará a la reelección, y el Partido Demócrata ya mueve ficha para encontrar un candidato que levante carisma entre los ciudadanos y recupere la Casa Blanca. Se presentaron hasta un total de 27 candidatos; siete ya se han retirado de la contienda y solamente once tienen opciones de estar presentes en la batalla.

Estos son los candidatos favoritos que lucharán a partir de febrero por ser el aspirante demócrata que se bata en duelo con Trump en las elecciones presidenciales de 2020:

-Joe Biden (76 años, vicepresidente de Estados Unidos entre 2009 y 2017)

Joe Biden anuncia su candidatura a las elecciones estadounidenses de 2020.
Joe Biden anuncia su candidatura a las elecciones estadounidenses de 2020.

El gran favorito de estas primarias es Joe Biden, el que fuera vicepresidente de la nación durante el mandato de Barack Obama.

Nacido en Pensilvania en 1942, Biden tuvo ambición política desde muy joven; resultó elegido senador por Delaware en 1973, cargo que mantuvo durante 36 años, hasta que en 2009 asumió el cargo de vicepresidente en el gabinete de Barack Obama. Terminó su labor en 2017, cuando fue sustituido por Mike Pence, actual vicepresidente de Donald Trump.

Y, en abril de este año, Biden anunció que se postularía para ganar la nominación demócrata y enfrentarse a Donald Trump en 2020.

Sin embargo, su campañarecuerda a la de Clinton en 2016; pese a ser el indudable favorito desde el principio, sus rivales le han recortado ventaja y ya no mantiene una amplia diferencia. Y, días antes de anunciar su candidatura, varias mujeres le acusaron de "contacto físico inapropiado", a lo que él respondió que "sería más consciente en respetar el espacio personal", asegurando que no quería incomodar a nadie, sino "establecer una conexión humana".

No es su primer intento como candidato presidencial: ya en 1988 hizo su primera campaña, pero terminó abandonando entre múltiples acusaciones de plagio y fue derrotado por Michael Dukakis. También lo intentó en 2008, pero fue superado por Obama y Clinton.

Biden no ha tenido una vida nada fácil: en 1972, su primera mujer, Neilia, y su hija Naomí murieron en un accidente de tráfico. Su hijo Beau falleció en 2015 por un cáncer cerebral, y su hijo Hunter, que ha llegado a ser adicto a las drogas y el alcohol, mantuvo durante tres años una relación sentimental con la viuda de su hermano Beau. Además de Hunter, Biden tiene otra hija llamada Ashley, junto a su segunda y actual esposa, Jill Tracy. 

-Elizabeth Warren (70 años, senadora por Massachusetts desde 2013)

La precandidata demócrata Elizabeth Warren.
La precandidata demócrata Elizabeth Warren.

La senadora Elizabeth Warren, una de las líderes indiscutibles del ala progresita del Partido Demócrata, es una de las favoritas para ganar la nominación; aunque empezó con poca intención de voto, su campaña está arrasando y se ha disparado en popularidad, estando ya a punto de alcanzar a Biden en las encuestas.

Nacida en el estado de Oklahoma en 1949, Warren renunció a una beca obtenida para sus estudios y se casó a la temprana edad de 19 años con el ingeniero Jim Warren, con quien tuvo dos hijos. Se separaron a los diez años de su boda, pero ella volvió a contraer matrimonio dos años después, aunque decidió mantener el apellido de su esposo.

Durante más de tres décadas ha ejercido como profesora de Derecho hasta en un total de seis universidades (Harvard, entre ellas), cumpliendo un sueño que tenía desde la niñez, llegar a ser maestra. Apoyó al Partido Republicano hasta 1996, año en que se pasó al bando demócrata, cuando Bill Clinton era el presidente de la nación y optaba a su segundo mandato. 

En 2013, resultó elegida senadora por Massachusetts, un cargo que en los últimos años, ha contribuido a que sea una de las líderes del centro-izquierda; ha realizado algunas propuestas tales como remodificar la estructura financiera del país (Warren es muy crítica con Wall Street), elevar a 15 dólares el pago mínimo que debe cobrar por hora un trabajador o dar oportunidades a los dreamers.

Warren apoyó a Clinton en 2016 y, desde el inicio de mandato de Donald Trump, ha sido una de las personas más críticas con el presidente, hasta el punto de que fue de las primeras personas que apoyó hacer un juicio político contra él tras la investigación por sus posibles vínculos con Rusia, y más recientemente, por el llamado "Ucraniagate", que ha llevado al mandatario a una situación crítica.

No obstante, él también ha atacado de manera feroz y constante a la senadora; llegó a burlarse de ella a causa de su posible ascendencia indígena, por la que llegó a apodarla Pocahontas. Además, Trump, totalmente opuesto a las políticas progresistas, aseguró que "ella destruiría el país, lo convertiría en Venezuela".

A pesar de todo, Warren prosigue su campaña con éxito, habiendo sido la candidata que más ha logrado evolucionar de todos sus rivales. Y su mayor alegría es contar con el apoyo de las personas más importantes de su vida: sus dos hijos y el que lleva siendo su compañero de vida desde hace 39 años, Bruce Mann, que es profesor en la Facultad de Derecho de Harvard, el lugar donde ambos se conocieron.

-Bernie Sanders (78 años, senador por Vermont desde 2007)

El senador Bernard Sanders, candidato a la Presidencia de Estados Unidos.
El senador Bernard Sanders, candidato a la Presidencia de Estados Unidos.

El nombre de Bernie Sanders se ha convertido en los últimos años en un icono de la política estadounidense. Especialmente desde 2016, cuando desafió la candidatura de Hillary Clinton en las primarias demócratas y su "movimiento revolucinario" caló entre los más jóvenes.

Junto a Elizabeth Warren, y abiertamente declarado socialista, Sanders es el otro líder de la bancada progresista, y la nueva campaña que ha emprendido para ser el candidato tiene prácticamente el mismo trasfondo que la anterior, mostrando que no tiene la menor intención de cambiar su discurso. Prueba de su carisma en Estados Unidos es, que en las primeras 24 horas posteriores a anunciar su precandidatura, ya había logrado recaudar 6 millones de dólares por donaciones de particulares.

Natural de Brooklyn, Bernie Sanders nació en 1941. No fue hasta la edad de cincuenta años cuando asumió su primer cargo "importante". En 1991, resultó electo miembro de la Cámara de Representantes por el estado de Vermont, puesto que mantuvo hasta 2007. Ese mismo año logró un puesto en el Senado también por Vermont, tras las elecciones legislativas que se celebraron en 2006.

Aunque Sanders suele declararse como "independiente", bien es cierto que sus servicios políticos han sido mayoritariamente junto al Partido Demócrata, con el que siempre ha mantenido una gran relación, especialmente en los últimos años. Su enfrentamiento con Clinton en las primarias de 2016 no le sirvió para ganar, pero dio un mensaje: una contundente demostración de fuerza.

Ahora, el senador pugna por ganar en esta ocasión con un número de rivales que quintuplica los que hubo hace cuatro años. No obstante, el ataque al corazón que sufrió a inicios de octubre ha provocado que haya bajado el ritmo de su campaña, en vísperas del cuarto debate demócrata, que se celebrará en la noche de este martes 15 de octubre.

Pero aun así va a por todas y, a sus 78 años, quiere dar un cambio radical en su país y ser el primer presidente socialista de la historia de Estados Unidos.

En el ámbito de su vida personal, Sanders es creyente de la religión judía. Además, se ha casado dos veces y tiene cuatro hijos.

-Kamala Harris (54 años, senadora por California desde 2017)

La precandidata demócrata Kamala Harris.
La precandidata demócrata Kamala Harris.

Mujer, de raza negra y militante del Partido Demócrata; Kamala Harris encarna tres de las cualidades que menos agradan a Trump. Esta californiana cuenta con un largo historial político que puede utilizar a su favor.

Nació el 20 de octubre de 1964 en Oakland (California), teniendo una madre india y un padre jamaicano. Desde muy joven, mostró ambición política, desarrollándose a lo largo de sus primeros años de vida laboral como abogada.

La mayor parte de su vida está en San Francisco, distrito de donde asumió el cargo de fiscal en 2004. Ya en 2013, fue nombrada fiscal general en California, su estado natal. Este cargo lo mantuvo hasta 2017, cuando resultó elegida para ocupar un escaño en el Senado de los Estados Unidos.

Ya había rumores previos en 2018 que la situaban como una de las posibles candidatas en la contienda demócrata para ser nominada a las elecciones presidenciales de 2020. Y en enero de 2019 anunció que se presentaría, dando lugar a una recaudación millonaria en las horas posteriores a su anuncio.

En el primer debate demócrata, Harris sobresalió especialmente, siendo la "estrella" de aquella noche, pues arrasó sobre todos sus rivales y especialmente con el favorito, Joe Biden. Este último hecho le valió una broma del exvicepresidente cuando se vieron en el segundo debate y él le dijo: "Sé buena conmigo, niña".

No obstante, los últimos dos debates han debilitado la figura de la senadora, que se mantiene como la cuarta favorita situada por detrás de Biden, Warren y Sanders.

Respecto a los detalles más desconocidos de su vida personal, Kamala Harris está casada con un prestigioso abogado, llamado Douglas Emhoff. Además, tiene una hermana, Maya, que también es abogada y es quien está dirigiendo su campaña en estas primarias.

-Pete Buttigieg (37 años, alcalde de South Bend, Indiana, desde 2012)

El precandidato demócrata Pete Buttigieg.
El precandidato demócrata Pete Buttigieg.

Su curioso apellido no es impedimento para que este joven político despierte gran interés entre los votantes. Especialmente entre los colectivos LGTB, para quienes es su candidato predilecto, sobre todo, porque el propio Buttigieg es homosexual.

Nacido en 1982, Buttigieg nunca ha ocultado su pasión por la política; a sus 28 años, estuvo a punto de alcanzar el cargo de Tesorero de Indiana, pero fue vencido por su oponente republicano, Richard Mourdock.

Eso nunca fue un obstáculo para él, que, en 2012, logró ser elegido alcalde en su ciudad natal, South Bend, y sigue siéndolo desde entonces.

Cuando en 2019 anunció su candidatura para ser el ganador de las primarias demócratas, fueron muchos quienes se hicieron la misma pregunta: ¿Podría ser él el primer presidente homosexual de la historia de Estados Unidos?

Los colectivos LGTB lo tienen muy claro; es su favorito y quieren que, no solo venza en las primarias, sino que también logre acabar con el gabinete de Trump de manera inmediata. Y también parece serlo de los multimillonarios que apoyan al Partido Demócrata, pues de entre todos los candidatos, él es quien ha recibido más donaciones de este sector.

Buttigieg, una persona que se muestra siempre al natural, tal y como es, nunca ha ocultado su amor por su marido Chasten, con quien contrajo matrimonio el pasado 2018. Con la persona más importante de su vida. Y junto a él, quiere hacer historia.

-Beto O'Rourke (46 años, congresista por Texas hasta enero de 2019)

El precandidato demócrata Beto O´Rourke.
El precandidato demócrata Beto O´Rourke.

Conocido como el "Obama blanco", este excongresista es un fiel defensor de las políticas llevadas a cabo en la Administración Obama entre 2009 y 2017. 

Nació en 1972 en El Paso (Texas), donde recientemente se vivió una tragedia por un tiroteo que dejó 22 muertos. Respecto a esta circunstancia, O'Rourke es muy claro en su posición sobre las armas: exige un fuerte control para impedir que se sigan produciendo matanzas tan salvajes como las acaecidas en los últimos años.

O'Rourke ha conseguido causar una impresión sumamente especial en las filas demócratas, llegando a ser apoyado por reconocidas personalidades como Lebron James o Ellen DeGeneres. 

Cuando anunció su candidatura, partía como el cuarto favorito en la contienda, y, pese a que su posición ha sufrido un descenso considerable a lo largo de las últimas semanas, se mantiene en lapelea, luchando por remontar a sus oponentes.

Respecto a los detalles más personales de su vida, O'Rourke está casado desde hace 14 años con Amy Sanders, con quien tiene tres hijos en común. Además, es un gran aficionado al deporte, la escalada y le gustan mucho los animales.

-Andrew Yang (44 años, fundador de Venture for America)

El precandidato demócrata Andrew Yang.
El precandidato demócrata Andrew Yang.

Este emprendedor es, posiblemente, la sorpresa más inesperada de las primarias demócratas. Cuando Andrew Yang anunció su precandidatura para la Casa Blanca, muy pocos le tomaron en serio. Pero aquello contrasta con la realidad, pues, según apuntan numerosas encuestas, es el séptimo favorito en las primarias, habiendo logrado batir a candidatos ya caídos como la senadora Kirsten Gillibrand o el alcalde neoyorquino, Bill de Blasio. Yang comparte una peculiar característica con Trump: igual que el magnate antes de llegar a la Casa Blanca, no tiene la más mínima experiencia política.

Nacido en Nueva York en 1975, Yang es hijo de taiwaneses. Tiene una amplia carrera que ejerció como abogado y emprendedor, siendo el fundador de Venture for Americauna organización que busca a nuevas generaciones de emprendedores entre universitarios que ya se han licenciado en sus respectivas formaciones.

El empresario ha destacado por una singular propuesta: propone pagar 1.000 euros mensuales a cada ciudadano estadounidense de entre 18 y 64 años, la "llamada renta básica", además del dinero que cada cual gane con su trabajo. Esta medida la tomaría, asegura, para evitar que los ciudadanos sufran las consecuencias de la destrucción del empleo, ahora que muchos de ellos son realizados por los robots.

También apoya un proyecto que favorezca la integración de los dreamers, y pretende legalizar la marihuana en todo el país, entre otros aspectos destacados.

Yang, casado con su esposa Evelyn y padre de dos hijos, es un apasionado de la tecnología, la cual promete ser un pilar de su proyecto.

Pese a que sus opciones de ganar la nominación son extremadamente difíciles, Yang ha dejado claro algo que pretendía desde el principio: quienes no creían en él, estaban equivocados. Pues, pase lo que pase, él ya ha dejado su huella en esta contienda.

-Cory Booker (50 años, senador por Nueva Jersey desde 2013)

El precandidato demócrata Cory Booker.
El precandidato demócrata Cory Booker.

Senador desde hace seis años, el nombre de Cory Booker llevaba sonando durante bastante tiempo para presentarse a unas primarias presidenciales. Y ha sido este año cuando al fin lo ha hecho, después de tantos rumores que finalmente se han confirmado.

Nació en Washington D.C. en 1969. Empezó a ser reconocido en política en 2006, cuando logró la alcaldía de Netwark (Nueva Jersey), cargo que ostentó hasta 2013. Durante esta época, Booker hizo un acto heroico, al adentrarse en una casa envuelta en llamas, logrando salvar la vida a una mujer.

Fue precisamente en 2013 cuando Booker alcanzó el cargo de senador de Nueva Jersey, circunstancia por la que abandonó su puesto como alcalde de Netwark. De ideología liberal, Booker defiende el legado de Obama y es un ferviente crítico de Trump, especialmente con las políticas migratorias que mantiene el presidente. Además, es defensor de limitar el derecho a portar armas.

En la contienda demócrata, Booker mantiene opciones casi empatadas con las de Andrew Yang, por lo que sus posibilidades son limitadas, pero, de igual manera que sus rivales, busca rebatir las predicciones negativas.

En el ámbito más privado de su vida, Booker ha empezado este mismo año una relación sentimental con la reconocida actriz Rosario Dawson.

-Amy Klobuchar (59 años, senadora por Minnesota desde 2007)

La precandidata demócrata Amy Klobuchar.
La precandidata demócrata Amy Klobuchar.

Esta reconocida senadora, natural de Minnesota, lleva desarrollando labores en política durante casi tres décadas.

Entre 1999 y 2007 ocupó el cargo de fiscal del condado de Hennepin, ocupación que abandonó precisamente ese último año para empezar su trabajo en el Senado.

Klobuchar defiende políticas tanto centristas como progresistas; apuesta por el sistema sanitario y la legislación migratoria aprobadas durante la era Obama, pero también apoya aspectos como elevar el pago mínimo por hora a 15 dólares, una propuesta que también lleva incluida Elizabeth Warren en su programa.

La senadora lanzó su candidatura en febrero de este año, casi al mismo tiempo que Warren, aunque en su caso, se le sumó un grave problema días antes de su anuncio, y que la sigue lastrando desde entonces.

El diario BuzzFeed reveló que la oficina de Klobuchar en Washington D.C. vivía una situación esperpéntica y cargada de tensión. Según se supo, por medio de declaraciones de ocho exempleados que la tildaron de "cruel", la senadora supuestamente los gritaba, tiraba papeles y objetos e incluso, llegaba a escribirles correos electrónicos criticando su trabajo, en ocasiones de madrugada, amenazándoles a veces con despedirlos. No obstante, otros empleados han acudido en su defensa, asegurando que "Amy es una de las mejores jefas que han tenido" y que esa razón es la causa por la que ha permanecido durante tantos años en su puesto.

Klobuchar es una de las candidatas menos potentes dentro de los aspirantes relevantes, pero pelea por resistir dentro de la contienda, pese a que su posición ante los demás aspirantes es relativamente baja.

En su vida personal, la senadora Klobuchar está casada desde 1993 con John Bessler, profesor de la Facultad de Derecho en la Universidad de Baltimore. Junto a él, ha tenido a su única hija, Abigail, nacida en 1996.

-Julián Castro (45 años, secretario de Vivienda y Desarrollo Urbano entre 2014 y 2017)

El alcalde de San Antonio (Texas), Julián Castro.
El alcalde de San Antonio (Texas), Julián Castro.

Este demócrata, único latino en la contienda, lucha por escalar posiciones, al ser, junto a Klobuchar, uno de los candidatos menos potentes de cara al inicio de las primarias en febrero de 2020.

Nacido en 1974, Julián tiene un hermano gemelo, el congresista Joaquín Castro, que, junto a él, también se ha convertido en uno de los políticos más queridos por las comunidades hispana y latina. Ambos fueron criados por su madre soltera, Rosie, en medio de numerosas dificultades, las mismas que ellos ahora pretenden que no sufran más familias.

Su labor política empezó antes de cumplir los treinta años, en San Antonio (Texas), donde llegó a ser alcalde durante cinco años, ente 2009  2014.

En este último año, dejó el puesto, pues Barack Obama lo incluyó en su gabinete como Secretario de Vivienda y Desarrollo Urbano. Ostentó este puesto hasta 2017, cuando fue sustituido por Ben Carson, antiguo precandidato republicano elegido por Trump en su gobierno para ocupar este cargo.

Castro es defensor del llamado Obamacarecomo sistema de salud, critica el sistema migratorio impuesto por Trump y defiende, como la mayoría de sus compañeros, actuar contra el cambio climático de manera urgente. También defiende limitar el derecho a llevar armas y propone una reforma educativa.

Un aspecto negativo con el que cuenta Castro es que apenas un 20% de estadounidenses le ven capacitado para vencer a Trump. Pero él no baja los brazos y prosigue su lucha para subir en las encuestas.

El exsecretario de Vivienda está casado con Erica Castro desde 2007. Junto a ella tiene un hijo y una hija.

-Tulsi Gabbard (38 años, congresista por Hawái desde 2013)

La precandidata demócrata Tulsi Gabbard.
La precandidata demócrata Tulsi Gabbard.

Es, junto a Buttigieg, la candidata más joven de estas primarias. Su nombre es Tulsi Gabbard, y es congresista en la Cámara de Representantes desde hace seis años.

Nacida en 1981 en la pequeña isla de Hawái, Gabbard destacó en su época veinteañera, donde sirvió a su país como voluntaria en misiones de ámbito militar en Irak y posteriormente, en Kuwait.

Cuando tenía tan solo 31 años, Gabbard logró en 2013 un puesto en la Cámara de Representantes por su estado natal, Hawái, y lleva ejerciendo esa labor intinterrumpidamente desde su elección.

Antes de anunciar su candidatura, la congresista era una declarada admiradora de Bernie Sanders, a quien apoyó en las primarias de 2016; ahora, aquel hombre que tanto idolatraba, será su rival en la contienda.

Pese a mantener propuestas de gran calado, como una política anti-intervencionista, luchar contra el cambio climático intensamente y remodelar el sistema económico, Gabbard no ha causado gran expectación. De hecho, fue excluida del tercer debate demócrata al no cumplir las reglas del partido, que indicaban que un candidato debía aparecer en cuatro encuestas con una intención mínima del 2% de voto para poder participar en dicho debate. (ella solo lo logró en dos de las encuestas necesarias). Aun así, cuenta con la noticia positiva de que ha logrado cumplir los requisitos para el cuarto debate demócrata, en el que sí estará presente.

De esta manera, la congresista sigue peleando para lograr revertir los pronósticos, aunque asume que la situación es difícil, ya que, de los once candidatos más fuertes, ella está en la posición más debilitada.

Respecto a los detalles más desconocidos de su vida, Tulsi Gabbard es una apasionada del surf; además de una gran activista medioambiental. Es descendiente de hindúes, religión de la que ella misma también es creyente, y está casada en la actualidad con el que es su segundo esposo, Abraham Williams.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento