Torre Central Park
La torre Central Park en Nueva York. Lincolnlover2005 / WIKIPEDIA

La nueva torre Central Park, a un lado del famoso parque y en el corazón de Nueva York, se ha convertido esta semana en el edificio residencial más alto del mundo. No abrirá hasta el año próximo, pero ha sido este martes cuando sus promotores han anunciado que la construcción ha alcanzado su altura definitiva: 131 pisos y 472 metros de altura.

El edificio se localiza en el llamado barrio de los millonarios, una zona exclusiva en la que la torre ofrecerá vistas ilimitadas sin precedentes. Según informa el New York Post, Su coste ha sido de 3.000 millones de dólares.

Las primeras siete plantas estarán ocupadas por la tienda departamental Nordstrom, y la mayoría del resto del edificio estará dedicado a viviendas.

Pisos millonarios

Los precios varían: un apartamento de dos habitaciones en la planta 33 puede costar 6,2 millones de euros. Los más caros de momento son los del piso 112, de cinco habitaciones y que cuestan unos 57 millones de euros. Aunque, de acuerdo con las estimaciones, los precios de los pisos pueden llegar a alcanzar los 100 millones una vez que el edificio esté abierto.

Sin embargo, Gary Barnett, presidente de la inmobiliaria que construye el gigante, Extell Development, cree que el de Nueva York es un mercado con "exceso de oferta" y tendrán que mostrarse "flexibles" a la hora de vender los apartamentos.

La construcción, que dio sus primeros pasos hace 15 años, ya ha recibido las primeras críticas, por la sombra que el edificio proyecta sobre el Parque Central.

"Hemos hecho estudios de las sombras", refuta Barnett. "Solo ocasionalmente, alguien que esté sentado en el parque estará a la sombra del edificio por unos 20 o 30 minutos, pero nada más".