Portada del nuevo libro publicado por el arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez.
Portada del nuevo libro publicado por el arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez. PARROQUIA DE SANTA MARÍA Y SAN PEDRO DE OLMEDO.

El motivo de esta elección es que esta conocida obra de arte recoge 49 bustos con santos de todo estado y condición: apóstoles y profetas, solteros y casados, soldados y obispos, mujeres y mártires...como una invitación a vivir la santidad cristiana en cualquier circunstancia de la vida. Unas imágenes que refuerzan y ensalzan el contenido del libro, según informan fuentes de la Parroquia Santa María y San Pedro de Olmedo.

El vínculo de Blázquez con Olmedo se remonta a su infancia y juventud en el seminario de Ávila, la diócesis a la que entonces pertenecía la villa olmedana y su tierra.

De esa época conserva recuerdos de muchos compañeros de seminario de diversos pueblos del sur de Valladolid; y de alguna visita al monasterio de las dominicas con Baldomero Jiménez Duque, su maestro en la vida sacerdotal. Y con frecuencia visita la villa del Caballero, donde en 2015 descubrió una placa que recuerda el nacimiento allí de la madre de Santa Teresa de Jesús, quizá la santa a la que más atención presta en la obra que ahora ve la luz.

La foto de la portada y contraportada de 'Tras las huellas de testigos de Dios' es un encargo de le editorial Sígueme al conocido fotógrafo olmedano Pío Baruque, que ya fue galardonado con el premio Goya de fotografía y celebró su última exposición en la Biblioteca Nacional, con una importante colección de imágenes del teatro de Lope de Vega.

Con esta publicación su trabajo salta al otro lado del Atlántico donde esta conocida editorial salmantina distribuye la mayor parte de sus publicaciones.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.