Selfie peligroso
Tres jóvenes en el cerro Santa Catalina de Gijón. POLICÍA LOCAL GIJÓN

La Policía Local de Gijón tuvo que alertar a tres chicas menores que se encontraban sentadas en un saliente del cerro Santa Catalina, a 20 metros de altura sobre el pedreru de la Atalaya, para hacer fotografías originales.

Esta intervención se produjo después de la llamada de varios vecinos que avistaron a las jóvenes en este lugar de gran peligrosidad. Los agentes se desplazaron hasta este lugar, que en la actualidad y a pesar de las reivindicaciones vecinales continúa sin un vallado de seguridad, y pidieron a las adolescentes que abandonaran ese lugar y se pusieran en tierra firme con mucho cuidado.

Según detallaron desde el área de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Gijón a el diario El Correo, esta actuación policial duró apenas unos minutos y que los agentes explicaron a las menores que ese lugar no era el más apropiado para hacerse fotografías para las redes sociales.

Una vez todas a salvo, la Policía Local de Gijón ha publicado un tuit con una fotografía que tomaron de las jóvenes a las que tuvieron que amonestar. "¿De verdad piensan que este es un lugar seguro para hacerse selfies? Esta tarde hemos intervenido con un grupo de jóvenes que no veían el riesgo", denunciaron en su cuenta de Twitter.

Consulta aquí más noticias de Asturias.