Según ha informado el departamento vasco de Seguridad, una patrulla de la Ertzaintza ha dectado la presencia del sospechoso en una obra en el camino Atotxaerreka, hacia las cuatro de la madrugada de este lunes, mientras formaba parte de un dispositivo preventivo, "dado que ya se habían producido robos de material de obra con anterioridad en la zona".

Al echar un vistazo en el coche, los agentes podían ver diversas herramientas, como dos barras de uña y un cortafríos entre otras cosas.

Al mismo tiempo, los agentes escucharon ruidos en el interior de la obra, de forma que pedían el apoyo de otras patrullas. Tras la llegada de estas, varios agentes se introducían en la obra y poco después localizaban a un individuo escondido.

Mientras unos agentes salían al exterior con el sospechoso, otros localizaban en el interior de la obra varios tubos de cobre amontonados, preparados al parecer para ser extraídos.

Además, en el maletero del coche del sospechoso los agentes encontraban otra barra de uña y una piedra de afilar, que él mismo reconocía eran fruto de otro robo.

Por todo ello, los ertzainas identificaron al sospechoso como un varón de 29 años de edad y procedieron a su detención bajo la acusación de un delito de robo con fuerza. En este momento, además, se analiza la posible intervención del sospechoso en otros robos perpetrados en el lugar en jornadas precedentes.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.