A las 21.30 horas del sábado, el Greim de Cangas de Onís recibió el aviso de que se habían perdido los dos senderistas. Afortunadamente se encontraban en una zona de cobertura telefónica y los agentes consiguieron contactar con ellos.

Dedujeron que se encontraban en las proximidades del lago de las Moñetas, a una altura aproximada de 1.750 metros. Estaban haciendo una ruta de cuatro días por Picos de Europa, pero debido a la nieve que cayó recientemente en la zona, decidieron cambiar la ruta. Fue lo que hizo que se desorientaran. Decidieron no continuar y pedir ayuda antes de agravar su situación debido a su estado de cansancio y deshidratación.

Con esos datos, el Greim de Cangas de Onís se trasladó hasta las vegas de Toro o de Sotres, iniciando allí su aproximación a pie hasta ellos a las 23.30 horas.

Finalmente, a las 00.20 horas de este domingo lograron localizarlos. Tras hidratarse y tomar el avituallamiento que les habían llevado los agentes, y comprobar que su estado físico lo permitía, se dirigieron hasta Poncebos, localidad donde tenían su vehículo los senderistas, no sin antes realizar numerosas paradas para seguir hidratándose y descansando, llegando a las 01.50 horas de la madrugada.

Debido al estado de cansancio de los senderistas, se logró localizar un alojamiento en Poncebos, donde descansar antes de retornar hacia su país, Bélgica, este domingo.

Consulta aquí más noticias de Asturias.