María José Pulido, primera teniente alcalde de Cáceres
María José Pulido, primera teniente alcalde de Cáceres EUROPA PRESS

En la actualidad, el pantano de Guadiloba que abastece a la ciudad se encuentra al 45% de su capacidad y acumula 9 de los 20 hectómetros cúbicos de su capacidad, pero el problema es la bajada del nivel el embalse de Alcántara y el río Almonte, desde donde se bombea agua al Guadiloba para derivarla a la red de abastecimiento.

"Nos preocupa esta situación", ha dicho la primera teniente de alcalde, María José Pulido, en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno local en la que ha avanzado que el equipo de Gobierno trabaja en buscar alternativas al abastecimiento de la ciudad porque "se trata de un problema estructural" que se agudiza en los años secos como éste.

El alcalde de la ciudad, Luis Salaya, ha informado a los grupos de la oposición sobre esta cuestión para que conozcan la situación y se pueda abordar una solución "desde el consenso".

Pulido ha señalado que existe una "total coordinación" entre la Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT) y la Junta de Extremadura para afrontar posibles problemas de abastecimiento en la ciudad y, aunque no ha hablado de restricciones inmediatas en el consumo, sí ha incidido en que se deberán tomar "medidas urgentes a corto, medio y largo plazo" sin especificar cuales.

Mientras tanto, se pedirá colaboración a toda la ciudadanía para que modere su consumo de agua en las tareas domésticas y en la higiene personal aunque, según ha dicho Pulido, "el consumo de agua en la ciudad está bastante ajustado a las necesidades". "Pedimos una racionalización del uso del agua", ha incidido la primera teniente de alcalde, que apunta que la previsión de lluvias para el fin de semana "no será suficiente" para atajar el problema de la sequía.

Consulta aquí más noticias de Cáceres.