Imagen de archivo de un vehículo de la Policía Local de Sevilla
Imagen de archivo de un vehículo de la Policía Local de Sevilla POLICÍA LOCAL

Según detalla el Ayuntamiento de Sevilla en una nota de prensa, el suceso se produjo a última hora de la madrugada del marte día 21, cuando el centro de control del 092 recibió una llamada de una persona que escuchó ruidos y pudo observar la sombra de dos personas que manipulaban la cerradura de la puerta de sus vecinos, una vivienda de la calle Blanca Paloma.

Una patrulla que se encontraba en las inmediaciones llegó al lugar momentos después, observando a dos varones que salían del portal y que, al verlos llegar, emprendían la huía a pie, arrojando lo que llevaban en sus manos al suelo. Los agentes perdieron de vista a uno y persiguieron al otro.

Tras saltar un vallado, el varón cayó al suelo y, al verse rodeado de agentes sin poder escapar, arremetió contra ellos para intentar huir, no consiguiendo su objetivo, por lo que fue detenido y trasladado a dependencias policiales. Los agentes recuperaron los objetos que arrojó en la huida, entre otros una navaja con la punta rota y un destornillador con la punta doblada.

Los agentes comprobaron que efectivamente ambos varones habían intentado entrar en una vivienda, si bien no pudieron hacerlo, aunque el bombín estaba forzado posiblemente debido a la llegada de los agentes que les hizo huir.

En cuanto al fugado, la Policía Local recuperó en las inmediaciones del lugar el teléfono móvil que llevaba y que se la cayó durante la huida, por lo que las diligencias continúan abiertas para intentar su localización.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.