Bandera roja en la playa de Concha-Compostela (Vilagarcía de Arousa, Pontevedra)
Bandera roja en la playa de Concha-Compostela (Vilagarcía de Arousa, Pontevedra) AYUNTAMIENTO DE VILAGARCÍA DE AROUSA

El Ayuntamiento de Barreiros ha informado de lo sucedido este sábado en un comunicado en el que ha explicado que la Consellería de Sanidade analizó la calidad del agua del arenal el pasado jueves y determinó que no era recomendable el baño debido a la presencia en exceso de esta bacteria.

Por este motivo, la administración local procedió a colocar carteles informativos sobre la recomendación en la jornada del viernes y ha explicado que la existencia de enterococos intestinales se ha dado en los últimos años como consecuencia de los "problemas de depuración de las aguas residuales" que existen en las parroquias de San Miguel y Reinante.

Asimismo, la alcaldesa del municipio, Ana Ermida, ha señalado que "es urgente" construir una nueva depuradora en esos lugares para cumplir con el "proyecto elaborado por Aguas de Galicia", con el que se "solucionaría el saneamiento que provoca vertidos" en Arealonga.

De momento, la Consellería de Sanidade tiene previsto hacer otro análisis la próxima semana para evaluar la situación. Sin embargo, Ermida ha manifestado que "el objetivo del Ayuntamiento es buscar una solución al problema que lleva existiendo desde hace años" y que necesita de la "colaboración interadministrativa" para poder afrontarlo.

PLAYA DE CONCHA-COMPOSTELA

De la misma manera, en el arenal de Concha-Compostela, en la localidad de Vilagarcía de Arousa (Pontevedra), también se ha izado la bandera roja que prohíbe el baño debido a la aparición de una mancha amarillenta en la tarde del pasado viernes.

Según los datos del ayuntamiento, recogidos por Europa Press, "todo apunta a que se trata de un proceso natural de fermentación de un alga" a causa de las "elevadas temperaturas" de los últimos días.

No obstante, el servicio municipal de emergencias ha decidido "prohibir temporalmente el baño" en el arenal hasta que la situación "vuelva a la normalidad".

En cualquier caso, ya se ha descartado que la red de saneamiento municipal haya sido la causante de la mancha, ya que el responsable municipal de este departamento ordenó revisarla y concluyó que "las conducciones están completamente limpias y libres de obstrucción".

En concreto, la mancha apreció la pasada tarde del viernes al rededor de las 15,30 horas, que fue cuando se dio la alerta a los servicios municipales. Con el tiempo fue creciendo y extendiéndose por toda la zona de baño y a las 17,40 horas quedó prohibido en todo el arenal. Además, se han tomado varias muestras para ser analizadas el próximo lunes.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.