Medio Ambiente crea una zona de control de cangrejos alóctonos (cangrejo señal y cangrejo de las marismas) en el río Urederra, situada entre el puente de la carretera de Artavia y la confluencia con el río Ega. Así se recoge en una disposición publicada en el Boletín Oficial de Navarra de este viernes, 23 de agosto.

En concreto, la zona de captura se sitúa entre el puente de la carretera de Artavia y la confluencia con el río Ega (unos 8,5 kms de río). Dentro de ella se diferencian dos subzonas: un subtramo superior, situado entre el puente de la carretera de Artavia y el puente de Larrión (unos 4,1 kms), y un subtramo inferior, localizado entre el puente de Larrión y la entrada en la desembocadura en el Ega (unos 4,4 kms).

Esta medida se toma al haberse constatado en los últimos años la expansión del cangrejo señal en el tramo bajo del río Urederra, área que se encuentra dentro del ámbito de actuación del Plan de recuperación del cangrejo de río autóctono.

La creación de una Zona de Control de cangrejos alóctonos en este área tiene como objetivo evaluar cómo puede afectar la extracción de cangrejos alóctonos por parte de pescadores a las poblaciones presentes en ese tramo de río, ha explicado en un comunicado el Gobierno de Navarra.

Los pescadores, que deberán contar con el correspondiente permiso, podrán utilizar un máximo de ocho reteles, debidamente identificados, y no se establece un cupo máximo de capturas ni talla mínima de captura. Ningún ejemplar podrá ser devuelto al agua y todos serán sacrificados antes de abandonar la zona de captura.

Los permisos se darán prioritariamente para el tramo superior, cuyos límites quedarán claros en el permiso expedido por la sociedad de pesca. Para asegurar la correcta vigilancia del tramo de captura se distribuirá un máximo de 30 permisos por día. Los permisos se repartirán entre las sociedades de forma proporcional a las labores de vigilancia que se comprometan a asumir.

El periodo para realizar capturas finaliza el 15 de octubre, y abarca todos los días de la semana, excepto los martes no festivos, en horario de 15 a 21 horas.

El acceso a la zona de captura llevará implícita la obligación de completar una encuesta en la que se reflejen el total de capturas, el número de machos y cualquier otro dato que resulte relevante. El objetivo de esta medida es llevar un control exhaustivo de las capturas de la zona que permitan evaluar la eficacia a lo largo del tiempo de las capturas, así como conocer el número total de ejemplares extraídos de la zona.

La vigilancia del correcto funcionamiento de la zona de captura se realizará a través del Guarderío de Medio Ambiente y de los guardas de las sociedades de pescadores, bajo el control técnico del Departamento de Desarrollo Rural y Medio Ambiente. ???????

Consulta aquí más noticias de Navarra.