Carpaccio de calabacín con mango
Carpaccio de calabacín con mango  EMMA GARCÍA

¿Aún de vacaciones y sin ganas de cocinar? Si no nos apetece otra ensalada pero queremos un plato frío, sano y que se prepare en un momento, siempre podemos preparar un carpaccio de fruta y verdura tan rico como este de calabacín con mango.

Aunque es un poco osado llamar carpaccio a cualquier alimento laminado, se ha popularizado tanto y preparado tantas versiones alejadas de la original con carne, que lo hemos bautizado así más por el tipo de presentación que por el contenido.

El calabacín crudo puede sonar raro, pero tiene un sabor muy bueno y suave, y junto con el mango y el queso paramesano forman una combinación perfecta. Seguro que después de probar este plato volvemos a prepararlo más veces por lo sencillo que es y lo colorido y resultón que queda en la mesa.

Ingredientes

  • 1 calabacín
  • 1 mango
  • 50 gr. de nueces
  • 100 gr. de queso parmesano
  • Zumo de media lima
  • Cilantro fresco
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva virgen extra

Preparación

Lavamos el calabacín y lo pelamos. Con una mandolina o un cuchillo vamos sacando tiras lo más finas posible.

Pelamos el mango y de la misma manera vamos sacando tiras. Si el mango está muy maduro, puede que con la mandolina se rompa, por lo que puede ser más fácil usar un cuchillo afilado.

Sacamos también tiras o escamas del queso paramesano.

En una fuente o plato grande vamos alternado los ingredientes hasta acabarlos. Si queremos servirlo fresquito, lo dejamos unos 15-20 minutos en el frigorífico.

Sacamos del frigorífico y exprimimos el zumo de lima sobre el plato, añadimos sal, pimienta y aceite de oliva virgen extra. Decoramos con las nueces troceadas y las hojas de cilantro.