En un comunicado, el Ayuntamiento de Vitoria ha informado de que el suceso se produjo la madrugada del sábado cuando una mujer llamó a la central de policía indicando que su pareja estaba ebrio y le estaba molestando. Los agentes acudieron a su domicilio en el Casco Viejo de al capital alavesa y hablaron por separado con la pareja.

La mujer explicó que su pareja le había agredido e insultado, mientras que el hombre reconoció que habían tenido una fuerte discusión, que había golpeado una silla que impactó contra el horno y lo rompió. El hombre ha sido detenido y trasladado a dependencias policiales, pasando a disposición judicial horas después.

Consulta aquí más noticias de Álava.