Acto en recuerdo a las víctimas del 17-A en Barcelona
Acto en recuerdo a las víctimas del 17-A en Barcelona. EP

Familiares de las víctimas y representantes del Gobierno, la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona han rendido este sábado homenaje a los muertos en los atentados del 17-A con una ofrenda floral en un acto emotivo en las Ramblas, sin discursos y en silencio, solo roto por El Cant dels Ocells.

Al acto institucional para conmemorar el segundo aniversario de los atentados del 17-A han asistido, entre otros, familiares de las víctimas, el presidente de la Generalitat, Quim Torra; el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska; y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; además de mandos de los Mossos d'Esquadra, la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Guardia Urbana de Barcelona.

En un acto breve, sobrio y emotivo, las autoridades y familiares de los fallecidos y heridos (algunas de ellas muy emocionadas y con camisetas con lemas como "exigimos la verdad" y "tenemos derecho a la verdad") han depositado claveles blancos frente al monumento a las víctimas junto al mosaico de Miró de las Ramblas, donde se detuvo la furgoneta con la que Youness Abouyaaqoub cometió el atentado la tarde del 17 de agosto de 2017.

El acto se ha llevado a cabo sin discursos, por expreso deseo de las víctimas, y en silencio, que sólo ha roto una violoncelista que ha interpretado "El Cant dels Ocells", un himno a la paz compuesto por Pau Casals.

Entre los asistentes que han participado en la ofrenda floral había un grupo que llevaba una pancarta con el lema "El Islám condena tajantemente el asesinato de personas inocentes".

"Nombrarnos y ayudarnos" en camisetas

Algunos de los asistentes también llevaban camisetas con el lema "Nombrarnos y ayudarnos", para denunciar los problemas que dicen que se encuentran a la hora de que el Gobierno les reconozca como víctimas del terrorismo.

Al acto han acudido, además, el presidente del Senado, Juan Cruz; el del Parlament, Roger Torrent; el expresidente de la Generalitat José Montilla; los consellers Pere Aragonès, Meritxell Budó, Miquel Buch y Ester Capella, y la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera.

La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, que había anunciado su presencia al acto, finalmente no ha podido acudir por problemas de salud.

En representación del Ayuntamiento de Barcelona han participado en la ofrenda floral, además de la alcaldesa Ada Colau, los líderes de los grupos municipales, así como el teniente de alcalde de Seguridad, Albert Batlle.

De este acto institucional, convocado por el Ayuntamiento de Barcelona y la Unidad de Atención y Valoración de Afectados por el Terrorismo (UAVAT), se ha desmarcado la Asociación Catalana de Víctimas de Organizaciones Terroristas (ACVOT), que consideró que se trataría de un homenaje "más bien político" y optó por organizar su propio acto en las Ramblas.

Además, los autodenominados "Comités de Defensa de la República" han convocado una concentración silenciosa a las 12.00 horas frente a la Sagrada Familia para exigir que se aclare "qué se esconde" detrás de los atentados de Barcelona y Cambrils de agosto de 2017.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.