David Bustamante y Paula Echevarría
David Bustamante y Paula Echevarría, divorciados. EUROPA PRESS

Quién podría haber sospechado cómo cambiaría la vida de aquellos que durante años estuvieron hechos el uno para el otro, con enormes sonrisas de complicidad, y un día, de repente, estaban cada uno por su lado.

La reciente ruptura, después de doce años de relación y mediante un comunicado en Instagram, de Alejandro Sanz y Raquel Perera nos lleva a comenzar por el mundo de la música. Y eso que tanto para el cantante como para su exmujer no debe ser fácil volver a la soltería (aunque se apoyen y den muestras de cariño públicamente).

Porque comenzaron a salir en 2007 y se casaron el 26 de mayo de 2012. Y ahora, dos hijos después, Dylan y Alma, vuelta la vida en solitario de los dos. Aunque, si tiene alguna duda, también pueden consolarse comentando cómo lo está sobrellevando Eros Ramazzotti.

El cantante y su segunda esposa, la modelo Marica Pellegrinelli, se han divorciado después de cinco años de casados y más una década anterior juntos. Se conocieron en 2004, en los Wind Music Awards, y a partir de ahí, todo rodado: la chispa adecuada y en 2014 pasaban por el altar. Mucho amor y dos niños en común han decidido separar sus caminos.

Lo mismo que Clara Lago y Dani Rovira: cinco años juntos y se ha terminado. Se conocieron en el rodaje de la película Ocho apellidos vascos y la complicidad que la pareja tenía en la gran pantalla se trasladó a la vida real. Aunque se publicaron imágenes de ellos besándose por las calles de Madrid, la confirmación oficial se produjo en la entrega de los Goya de 2015, una gala que además presentaba Rovira.

David Bustamante y Paula Echevarría era unos de los matrimonios más estables y envidiados... ahora, parece que su única relación es a través de los juzgados para vender su mansión (a la que han rebajado el precio) y por su hija Daniella.

El cantante y la actriz parecen tener un tira y afloja continuado, con Poty de por medio queriendo rehacer amistades, aunque, eso sí, ambos ya con su corazón ocupado nuevamente (rumores -desmentidos- de boda para Echevarría y Miguel Torres, por un lado; por el otro, segunda oportunidad para el exconcursante de OT y Yana Olina).

Los perros del hortelano

Aunque los dos se pueden dar con un canto en los dientes viendo cómo han acabado otro extriunfito, David Bisbal, y Elena Tablada. De 2006 a 2011 fueron uña y carne y trajeron al mundo a Ella.

Lo que vino después ya son dimes y diretes de visitas a los juzgados, demandas por aquí, recursos por allá, habladurías y un largo etcétera. Menos mal que también han acabado, cada uno de forma independiente, felices y comiendo perdices: la diseñadora con Javier Ungría y el cantante almeriense con Rosanna Zanetti.

Pero nada comparado con uno de los exmatrimonios peor avenidos de España. Nos referimos al que formaron Rocío Carrasco y Antonio David Flores, donde ya ha tomado partido hasta la hija de ambos, Rocío Flores.

Varapalos judiciales, nuevas querellas y los mismos litigios, pero, sobre todo, una familia estructuralmente rota. Tres años de matrimonio, de 1996 a 1999, cuyos vestigios duran hasta hoy en día.

Porque lo que no es comparable es todo lo que se ha hablado de la hija de Rocío Jurado y el ex Guardia Civil y lo poco que se sabe de Nacho Palau, el hombre que ha estado 26 años al lado de Miguel Bosé.

Y es que es increíble la discreción con la que han llevado un cuarto de siglo su relación... hasta que ha saltado por los aires. Lo mejor: que todo ha salido a la luz por una demanda del escultor al cantante. Si es que ni cuatro hijos en común por vientre de alquiler salvan los muebles.