Cartel de la estación de Metro de Gran Vía
Cartel de la estación de Metro de Gran Vía METRO DE MADRID - Archivo

Alternativa Sindical ha presentado una demanda contra Metro de Madrid como responsable solidaria por los salarios que adeuda a unos 550 trabajadores de la empresa de vigilantes seguridad Ombuds, que ha entrado en concurso de acreedores, según los sindicatos UGT Y CC OO.

Según Alternativa Sindical, Ombuds, la tercera empresa de seguridad más importante de España, adeuda la nómina de junio y la paga extra de julio a sus 8.000 empleados y más de 40 millones de euros entre Hacienda y la Seguridad Social.

Metro de Madrid ha manifestado este lunes que se trata de un problema que no afecta solamente a sus trabajadores, y destaca que los pliegos de condiciones de sus contratos con Ombuds consideran un "incumplimiento de carácter muy grave" el no hacer frente a las obligaciones laborales, sociales o fiscales relativas al personal destinado a los servicios contratados.

Según fuentes de Metro, la empresa está haciendo un seguimiento continuo del caso y recabando información al respecto "para tomar todas las medidas contractuales y jurídicas oportunas para que esta situación pueda solucionarse a la mayor brevedad posible, incluida la rescisión de los contratos, si procede".

Y agregan que ya el pasado día 12, tras conocer ese incumplimiento, Metro de Madrid envió un burofax a Ombuds "instándole a cumplir con las obligaciones establecidas en los pliegos".

Metro "deberá asumir las consecuencias de la contratación de una empresa de dudosa solvencia", dice Alternativa Sindical, que insiste en que exigió infructuosamente a Metro la rescisión de dicho contrato.

En el comunicado, Alternativa Sindical explica que ha presentado la demanda este lunes después que el viernes pasado Ombuds reconociera que esta semana se declarará en concurso de acreedores.