Portada gigante de 'El Jueves' para quitarse fotos.
Portada gigante de 'El Jueves' para quitarse fotos. JUANLAS Y NARCÍS / EL JUEVES
Los héroes del cómic y sus seguidores siguen moviéndose con vida propia en el 26 Salón del Cómic de Barcelona, que hoy afronta su segunda jornada en el pabellón 8 de la Fira de Barcelona. Las relaciones, no siempre fáciles, entre el poder y los artistas, dibujen éstos o no viñetas, se tocan en la segunda mesa redonda de esta tarde, que comenzó a las 16.00 horas. Tratará de dar respuesta a la pregunta: ¿El poder tiene sentido del humor?
Intervienen el humorista Pepe Rubianes, uno de los damnificados por su verbo locuaz al "faltar" a España desde un programa del canal autonómico catalán TV3. Junto a él, estarán el periodista Iu Forn, y los autores Albert Monteys y Azagra.
Interviene el humorista Pepe Rubianes, uno de los damnificados por su verbo locuaz al "faltar" a España
Quizás falte en esta mesa una figura imprescindible del humor satírico, con décadas de profesión a sus espaldas. El dibujante de El Jueves, Oscar Nebreda, que habló esta mañana con 20 minutos mientras firmaba ejemplares de su libro Oscar. El humor de la calle en el estand de El Jueves, uno de los que recibe más visitas.
A parte de por el tirón indiscutible de la publicación, el stand ofrece una atracción magnética: la portada tamaño gigante de la revista secuestrada en la que dos dibujos de los Príncipes de Asturias mantenían relaciones sexuales. La misma portada que llevó a sus dos creadores hasta la Audiencia Nacional.
Para mayor gozo y placer del visitante, estos pueden asomar la cabeza por dos agujeros que sustituyen los rostros de Don Felipe y de Doña Letizia. Y hacerse así una foto de recuerdo.
Los bufones del reino
Nebreda defiende la función de dibujantes que, como él, realizan un papel necesario en la sociedad como "bufones del reino". Asegura que la única vez en la que El Jueves ha tenido problemas fue con la Monarquía. Y que han sido más las ocasiones en las que han sido felicitados por políticos y otros poderes fácticos.
El dibujante Milo Manara ofrece una clase magistral
Cree Nebreda que esto es una lástima porque su papel es "no casarse con nadie" y meter el dedo en la llaga a derechas, izquierdas, realezas o incluso al hijo de vecino que en el puente aéreo "hace tonterías con el móvil o la blackberry". Seguramente, esos no se queja aunque salga en portada.
Esta tarde se organizan además otros dos encuentros. Los autores internacionales Peter Bagge, Denis Kitchen y Terry Moore dan detalles de Los supervivientes del cómic independiente desde las 18.00 horas. A las 19.30 horas, se dará entrega del Premio Josep Coll de la Asociación Profesional de Ilustradores de Catalunya (APIC).
El dibujante Milo Manara, autor de cómics protagonizados por voluptuosas mujeres, El Rey Mono, El Perfume del Invisible, Los ojos de Pandora...ofreció de las 17.00 a las 18.00 horas una clase magistral sobre sus historietas eróticas.
La mañana ha sido tranquila en el salón a la espera del día grande de mañana sábado, el que tradicionalmente aglutina al mayor número de visitantes.
Por el recinto paseaban esta mañana más periodistas y profesionales que público. La organización ha acreditado a más de 700 periodistas, la mayoría nacionales.
Desde las 17.00 horas el salón ha comenzado a ser un hervidero de gente, curiosos, fans, familias, parejas, grupos de amigos, adolescentes...
De las exposiciones presentes: Viñetas censuradas; la de los 50 años de la aparición de Mortadelo y Filemón de Francisco Ibáñez; Drácula de Luis Scafati, la de Michael Golden (creador de Batman, Dr Extraño y Micronautas) sobresale la dedicada al estudio de animación DDT.
Esta empresa familiar barcelonesa creó las criaturas fantásticas del filme El laberinto del fauno del cineasta mexicano Guillermo del Toro. Los faunos en sus etapas jóvenes y adultas se exponen en vitrinas asediadas por los flashes curiosos. Gracias a estas obras de arte se hicieron con una estatuilla, el Oscar por el maquillaje de la cinta.
Vencen los héroes
Aunque las mujeres y los productos dibujados para ellas se hacen un creciente hueco en el salón (prueba de ello son títulos a la venta aquí como La chica que viaja en el tiempo de Yasutaka Tsutsui; Karin de Yuno Kagesaki y Random Walk de Wataru Yoshizumi) el grueso de los seguidores que revolotean por los estands son chicos hasta más allá de la treintena.
Ellos se lanzan a hojear los clásicos del cómic que les acompañan desde pequeños: Dragon Ball de Akira Toriyama, Superman de Alan Moore o Conan el Bárbaro de Roy Thomas y John Buscema.
Pocos son los fans del cómic vestidos de sus superhéroes
Un dibujo en grandes dimensiones de Superman volando con su capa roja y el puño hacia delante preside el estand de Planeta Dagostini, el primero con el que topas al acceder al salón. Junto al héroe triunfante, una azafata vestida de Superwoman custodia un ataúd que simboliza La Muerte de Supermán, el libro que lanza la editorial durante el certamen. Otros estands de visita obligada corresponden a las editoriales Norma, Glénat o Ediciones B.
Pocos son los fans del cómic vestidos de sus superhéroes para la ocasión para pasearse por el pabellón. Ivan Ortiz, un joven de 28 años que trabaja en una conocida cadena de tiendas de ocio y cultura, se ha pedido fiesta como en años anteriores para venir al salón y, carpeta en mano, dibujar retratos aprovechando sus estudios de bachillerato artístico e ilustración.
Iván reconoce que es difícil introducirse profesionalmente en un mundo como el de la ilustración. Y que aunque trae sus fanzines en la mochila,la gente prefiere comprar los conocidos,que están bien impresos y encuadernados. Una servidora se lleva un retrato hecho por él antes de hacer un descanso entre viñetas.