El juez Manuel Penalva y el fiscal Miguel Ángel Subirán, entrando a los Juzgados en una imagen de archivo de 2017.
El juez Manuel Penalva y el fiscal Miguel Ángel Subirán, entrando a los Juzgados en una imagen de archivo de 2017. EUROPA PRESS - Archivo

El Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) ha devuelto, por segunda vez, al Juzgado de Instrucción número 12 de Palma la exposición razonada de la causa contra el ex instructor del 'caso Cursach', Manuel Penalva, y el fiscal Anticorrupción Miguel Ángel Subirán, porque todavía no se ha agotado el plazo de audiencia a las partes.

En un auto dictado este martes, el TSJIB apunta que la exposición razonada de principios de este mes "fue dictada sin que se hubiera completado el plazo" para que las partes, defensas y acusaciones, formulen sus alegaciones.

El plazo aún no ha transcurrido debido a que la causa ha sufrido sucesivas suspensiones debido a la baja del juez instructor, Miguel Florit, y la abstención del juez nombrado para sustituirle, Antoni Rotger, titular del Juzgado de Instrucción número 8 de Palma. Algunas de las partes todavía no han presentado alegaciones sobre la procedencia de elevar la exposición razonada al TSJIB, un paso necesario si se investiga a Penalva y Subirán porque se trata de aforados.

Por ello, el TSJIB ha decidido devolver la exposición razonada al Juzgado para que se acuerde lo que proceda a la vista de las nuevas alegaciones que presenten las partes.

La Fiscalía Anticorrupción apoyó abrir una investigación a Penalva y Subirán por presuntos delitos de revelación de secretos, prevaricación y obstrucción a la Justicia y deslealtad profesional.

En abril, el TSJIB ya devolvió la causa a Florit al considerar que el auto que había remitido no reunía los requisitos necesarios. Entonces, el Tribunal indicó que el juez no debió atender "automáticamente" la petición de elevación, y le recordó que debía redactar una exposición razonada y dar traslado a todas las partes.