Bacteria 'comecarne'
Imagen de la espalda de Dave Bennet tras contraer la bacteria 'comecarne'. CHERYL BENNET / FACEBOOK

Un hombre ha muerto 48 horas después de contraer una bacteria 'comecarne' (fascitis necrosante) tras un día de playa en Florida (EE UU) junto a su hija y su mujer.

Dave Bennet pasó el pasado viernes en aguas de la zona de Destin, donde realizó esquí acuático y navegó en un barco junto a su familia. Según el relato que su propia hija ha compartido en Facebook, "al día siguiente despertó con fiebre, resfriado y calambres".

La tarde del pasado sábado acudieron a un hospital de Memphis, donde los médicos descubrieron una herida en su espalda: "Un terrible mordisco negro que no estaba ahí antes", cuenta Cheryl Bennet Wiygul, la hija del fallecido, que asegura que ni ella ni su madre habían visto antes era herida en la espalda de su padre.

"Los médicos dijeron que sus órganos estaban demasiado afectados y que su sangre era demasiado ácida para mantenerse con vida. Se murió el domingo por la tarde", continúa Wiygul.

Dave Bennet había sufrido cáncer durante unos años antes y su sistema inmunológico ya estaba debilitado. Sin embargo, no era la primera vez que se bañaba en el mar después de superar esta enfermedad y tampoco presentaba heridas abiertas, según su hija, pero sí "un par de arañazos prácticamente curados y que estoy segura de que estaban bien sellados", detalla.

La familia de la víctima, que también se bañó en las mismas aguas que Bennet, ha sido alertada de los recientes problemas que esta bacteria 'comecarne' está causando en la zona. A final de junio, una niña de 12 años también la contrajo y se enfrenta a múltiples cirugías para luchar por su vida.

Síntomas de la fascitis necrosante

La fascitis necrosante es una infección bacteriana rara pero grave también conocida como bacteria 'comecarne' por su forma de dañar los tejidos de alrededor. Sus primeros síntomas son un pequeño pero doloroso corte o arañazo en la piel, seguido de un intenso dolor, fiebre y resfriado.

Según los expertos, esta enfermedad rara puede ser causada por diferentes tipos de bacterias. Alguna de estas a menudo se encuentran en el agua y pueden entrar al cuerpo a través de una herida abierta. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE UU, una de cada tres personas que contraen esta enfermedad muere.

La gravedad de los casos registrados ha puesto en alerta a las autoridades. CDC recomienda evitar pasar mucho tiempo dentro del agua, jacuzzis o piscinas si se tiene una herida abierta. La familia de Bennet ha solicitado a las autoridades que tomen las medidas necesarias para prevenir más muertes como esta en aguas de Florida.