Entidades vascas inician los trabajos para crear una red de comunidades compasivas para personas al final de la vida.
Entidades vascas inician los trabajos para crear una red de comunidades compasivas para personas al final de la vida. DFA

El encuentro, promovido por el Departamento de Políticas Sociales de la Diputación alavesa, pretende constituir, en primer lugar, a la creación de una red en Álava, que posteriormente sería extendida a todo Euskadi en colaboración con el Gobierno Vasco.

El diputado foral de Políticas Sociales, Emilio Sola, ha asegurado al inicio de la reunión que Álava tiene "un buen caldo de cultivo, con asociaciones implicadas en este ámbito" para la puesta en marcha de la red, según ha informado el Gobierno foral en un comunicado.

Además, ha explicado que hay municipios de los tres territorios históricos en los que ya se están desarrollando experiencias similares, aunque hasta ahora no ha existido un trabajo coordinado.

Vitoria-Gasteiz, Bilbao, Getxo, Santurtzi, San Sebastián, Zarautz, Azpeitia y Orio son algunos de los municipios en los que existen experiencias coordinadas por diferentes entidades sociales.

El diputado foral ha afirmado que estas redes no han de interpretare como un instruyendo de "caridad". "No tiene que ver con que alguien te da pena y le debes ayudarle, no es de arriba abajo. Es de tú a tú, de igual a igual", ha manifestado.

Por su parte, Naomi Hasson, una de la promotoras de las comunidades compasivas en Euskadi y coordinadora del proyecto Getxo Zurekin, ha explicado que el propósito de estos movimientos es "abrir espacios para visibilizar lo invisible", así como dotar de herramientas a la ciudadanía para que pueda acompañar a las personas que están en situación al final de la vida y crear conexiones humanas en la sociedad para que esas personas no se sientan tan solas".

Consulta aquí más noticias de Álava.