La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y el líder del PSC en el ayuntamiento, Jaume Collboni, presentan el acuerdo de gobierno de la presente legislatura.
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y el líder del PSC en el ayuntamiento, Jaume Collboni, presentan el acuerdo de gobierno de la presente legislatura. 20MINUTOS.ES

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y el presidente del grupo municipal del PSC, Jaume Collboni, han alcanzado un "acuerdo de izquierdas para el gobierno" de la capital catalana, tras casi un mes de negociaciones, que comportará la creación de una tenencia de Seguridad en manos del exjefe de los Mossos d'Esquadra Albert Batlle. "El objetivo es fortalecer las políticas de Seguridad", ha apuntado Colau, que ha agradecido a Amadeu Recasens su "excelente trabajo" como comisionado de esta materia durante el anterior mandato.

Colau, durante la presentación del pacto, ha afirmado este miércoles que el gobierno será "claramente de izquierdas" y centrará las políticas progresistas". También ha dicho que "no será el gobierno de dos partidos sino un único gobierno". "Las cuestiones nacionales quedan al margen y cada partido mantiene sus posiciones", ha añadido.

Ha explicado, asimismo, que habrá seis tenencias de alcaldía, de las que tres serán de BComú y tres del PSC, y que será un ejecutivo municipal "fuerte, equilibrado, cohesionado y estable" y "de los más amplios de la ciudad", pues cuenta con "18 concejales".

Jaume Collboni será el primer teniente de alcalde de Economía, Trabajo, Competitividad y Hacienda; Janet Sanz, la segunda teniente de alcalde de Ecología, Urbanismo, Infraestructuras y Movilidad; Laia Bonet, la tercera teniente de alcalde de Agenda 2030, Transición Digital, Deportes y Coordinación Territorial y Metropolitana; Laura Pérez, la cuarta teniente de alcalde de Derechos Sociales y Feminismo; Albert Batlle, el quinto teniente de alcalde de Prevención y Seguridad; y Joan Subirats, el sexto teniente de alcalde de Cultura, Educación y Ciencia.

La alcaldesa también ha señalado que entre sus prioridades estarán la "lucha contra la desigualdad y contra el cambio climático".

Por su parte, Collboni ha afirmado que será "un gobierno pro barcelona que pondrá por encima de todo a los ciudadanos" y que no estará "al servicio de ninguna causa politica" y ha añadido que será "paritario desde el punto de vista de la representación de cada partido".

También ha dicho que "la filosofía es que la agenda ciudadana sea la de este gobierno", que tenderá la mano a los grupos de la oposición para llegar a "grandes acuerdos de ciudad" y también "a las otras administraciones".

"El PSC se incorpora con toda la ilusión del mundo y muchas ganas de trabajar", ha asegurado.

El PSC apoyó la investidura de Ada Colau como alcaldesa el pasado 15 de junio con el compromiso de formar un gobierno de coalición.

Las negociaciones han sido lentas y el acuerdo se presenta a solo 5 días del pleno del cartapacio y pendiente de que lo ratifiquen las bases de BComú, como establece el reglamento de esta formación.

El pasado viernes, Colau informó de que había planteado una propuesta de gobierno al PSC, de la que esperaba respuesta de los socialistas. En declaraciones a los medios, sostuvo que le parecía "muy completa y muy equitativa", y confió en una respuesta positiva, que finalmente ha llegado.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.