Según fuentes policiales, el pasado 2 de julio la mujer presentó una denuncia en la que explicaba que había presentado su currículo en el local y que, en una de las ocasiones en las que acudió, le llamó la atención un varón del que pensó que era dueño, socio o responsable del negocio y quien tenía el documento que ella había presentado.

Entonces, el hombre le dijo que quería hablar con ella, para lo que le pidió que bajara con él al almacén, ya que allí era difícil hablar por el ruido ambiental.

Una vez en el almacén y tras un "simulacro" de entrevista, le manifestó que tendría que "compensarle de alguna manera" si quería trabajar allí, y comenzó a hacer "gestos obscenos y mostrándole billetes", además de insistir en que "ella sabía que había chicas que hacían cosas".

A continuación, según lo manifestado por la Comisaría Provincial, en referencia a lo explicado por la víctima en la denuncia, el hombre se acercó a "escasos milímetros de su cuerpo", ella se sintió intimidada y con un progresivo ataque de ansiedad, hasta que logró apartarse y marcharse del lugar.

Según fuentes policiales, las gestiones practicadas han permitido identificar al presunto autor de los hechos, que no es ni dueño ni responsable del establecimiento, aunque realizaba tareas de mantenimiento.

La detención se ha practicado en las dependencias policiales, a donde acudió tras ser citado, y ha sido puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia de Salamanca.

Consulta aquí más noticias de Salamanca.