El portavoz de En Marea y portavoz parlamentario del Grupo Mixto en el Parlamento de Galicia, Luís Villares.
El portavoz de En Marea y portavoz parlamentario del Grupo Mixto en el Parlamento de Galicia, Luís Villares. EN MAREA

El Grupo Mixto ha propuesto que el umbral máximo para recibir un tratamiento de fecundación asistida en el Servizo Galego de Saúde (Sergas) se eleve hasta los 45 años como medida para paliar la crisis demográfica que atraviesa Galicia, un problema que, en palabras del portavoz parlamentario, Luís Villares, "no resolverá" el proyecto de ley de impulso demográfico de la Xunta.

Villares ha ofrecido este lunes una conferencia de prensa que ha inaugurado el nuevo esquema de las tradicionales ruedas de los grupos con presencia en el Parlamento de Galicia que dan arranque a la semana mediática en el plano político.

Así, a partir de ahora, el encargado de abrir la jornada será el recién constituido Grupo Mixto, seguido por el BNG y, a continuación, sus excompañeros del Grupo de En Marea, que ceden su sitio al PSdeG como nueva segunda fuerza en la Cámara. El PPdeG seguirá cerrando la ronda de conferencias de prensa.

El portavoz parlamentario del Grupo Mixto ha centrado su comparecencia ante los medios en criticar la ley de impulso demográfico que prepara el Gobierno gallego y que, según el magistrado en excedencia, se caracteriza por "la falta de ambición", lo que la convierte en "propaganda electoral a las puertas de las autonómicas".

De este modo, Villares cree que "los datos" que arroja Galicia, marcados por la pérdida de población, hacen que la Xunta "no tenga credibilidad para hacer ahora una ley" en este ámbito pues "durante diez años no hicieron nada" y el PP "es el principal responsable de la sangría demográfica".

En este sentido, el Grupo Mixto echa en falta en la nueva ley medidas que atiendan "al papel de la mujer", "la precariedad" del mercado laboral y "la pérdida de servicios públicos"; todos ellos, según Villares, factores que provocan que la población de gallega opte "por no tener hijos" ante "la falta de expectativas de futuro".

"Para cambiar esto hace falta un giro total de las políticas públicas, que sea transversal y que cambie los paradigmas", ha incidido el juez en excedencia, que ha teorizado con que la presentación de esta ley por parte del Gobierno de Alberto Núñez Feijóo evidencia que "reconocen" que "no han hecho nada" durante los últimos diez años para paliar la pérdida de población.

MEDIDAS

Así las cosas, el Grupo Mixto propone "tres directrices" sobre las que debería pivotar un texto legislativo que afronte la problemática demográfica en Galicia: aplicar políticas "feministas" como "orientación básica", impulsar medidas que frenen "la precariedad" en la juventud y mejorar los servicios públicos en virtud de "las plenas competencias" que tiene la Xunta en la materia.

Respecto a esto último, plantean que el sistema educativo para niños de 0 a 3 años sea gratuito a través de una red pública de escuelas y que el catálogo de prestaciones del Sergas eleve hasta los 45 años (actualmente está en 40) el umbral para las mujeres que quieran someterse a un tratamiento de fecundación asistida.

Asimismo,

Villares también ha puesto sobre la mesa la "necesidad" de que se favorezca la conciliación como medida para aumentar la natalidad, "fundamentalmente" con políticas orientadas hacia la mujer. Por último, ha reclamado la derogación de las reformas laborales como vía para acabar "con la situación precaria" que padece la juventud de Galicia, para quienes también propone la creación de un plan de vivienda en alquiler.

Según Villares, todas estas medidas podrían "tener la categoría de rango de ley". "Si no se hace es que no hay intención de revertir la situación", ha apostillado Villares, para quien "un debate" sobre demografía que no se centra en las medidas expuestas "no resulta creíble".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.