La Policía australiana detiene a tres presuntos miembros del Estado Islámico
Redada policial antiterrorista en una vivienda en Greenacre, Sídney, Australia, este martes. EFE/ JOEL CARRETT

La Policía de Australia ha arrestado este martes a tres personas, presuntamente vinculadas al grupo yihadista Estado Islámico, durante un operativo antiterrorista en varios barrios de Sídney.

Los detenidos, todos varones y con edades comprendidas entre los 20 y 30 años, serán trasladados esta tarde a un tribunal donde se les imputarán delitos criminales, como pertenencia a banda terrorista o intenciones de atentar en Australia.

"Tenían intenciones de atacar comisarías de policía, embajadas, iglesias, entre otros lugares", señaló el Ian McCartney, comisionado asistente de la Policía Federal de Australia, durante una rueda de prensa televisada.

Al menos uno de los detenidos estaba siendo vigilado desde hace meses por las autoridades, mientras que otro tenía previsto viajar a Afganistán, con el fin de unirse a las filas del ISIS.

Además, los detenidos mantenían el contacto por medio de internet, donde su ideología radical a través de internet. "Son acciones criminales que representan el odio y el terror", apuntó el policía a los medios.

Las autoridades australianas elevaron la alerta terrorista en septiembre de 2014 y han aprobado desde entonces una serie de leyes antiterroristas para prevenir atentados.

Australia ha sufrido cuatro acciones violentas en este tiempo, y los cuerpos de seguridad han frustrado más de una docena de planes para perpetrar atentados y han detenido a más de 70 personas en diversas intervenciones.