HUCA
HUCA EUROPA PRESS - Archivo

A través de una nota de prensa, la organización explica que los 92 ingresos hospitalarios registrados a través del servicio de Urgencias en la jornada de este martes día 25 de junio obligaron a reabrir parte de las camas cerradas desde el pasado día 7.

Para el Sindicato de Enfermería, la imposibilidad de cumplir con los calendarios de cierres de unidades que se programan a principios de cada verano deja patente la "incapacidad" de la Dirección Gerencia del Área de realizar una previsión acorde a la realidad.

"Los cierres programados no se ajustan a la presión asistencial real del hospital; prácticamente acaba de comenzar el verano y ya nos encontramos con que hay que reabrir plantas recién cerradas, lo que denota una desorganización importante cuyas consecuencias vamos a pagar profesionales y usuarios", critican desde SATSE en el Área IV.

Afirman que la jornada de este martes se saldó con las Urgencias "saturadas" y 92 pacientes ingresados desde este servicio, una cifra muy superior al volumen de actividad habitual, sobre todo en una época sin picos de gripe. A estos ingresos se sumaron los programados hasta superar los 120.

"Los cierres de camas pueden conllevan, entre otras consecuencias, el aumento de las listas de espera, tanto médicas como quirúrgicas, así como altas precipitadas y la acumulación de pacientes en urgencias", advierten desde Satse.

Consulta aquí más noticias de Asturias.