Según han informado fuentes policiales, los detenidos, todos ellos con múltiples antecedentes por delitos contra la propiedad, fueron sorprendidos en una zona de matorrales, bajo el puente del nuevo acceso al Polígono; abandonando dicho lugar al percatarse de la presencia policial, siendo detenidos instantes después enuna zona próxima. Los agentes localizaron bajo el puente, entre la maleza, 27 sacos de obra, cargados con tornillería y pletinas metálicas nuevas.

Tras las pesquisas realizadas por la Brigada Local de Policía Judicial se determinó la procedencia del material robado, cuyo valor asciende a más de 7.600 euros, perteneciendo a otra de las empresas del polígono y que se encontraba almacenado en las explanadas traseras de la primera empresa.

Consulta aquí más noticias de Asturias.