Cannabis.
Una hoja de cannabis. PIXABAY

La ONG para las adicciones Projecte Home Catalunya ha pedido este martes que se pare temporalmente la actividad de los clubes de cannabis "hasta que no haya un marco legal adecuado". Lo ha pedido el director de la entidad, Oriol Esculies, que ha asegurado que la mala praxis están proliferando después de que el Tribunal Constitucional anulase la ley catalana que regulaba las asociaciones de consumidores de cannabis.

En la presentación del informe anual de la entidad, Esculies ha alertado de la "banalización del riesgo" que tienen las drogas y que la "gravedad y magnitud" de este problema no está recibiendo "la atención social y política que merece".

Además, la entidad ha avisado del incremento de las apuestas deportivas y ha pedido no solo su limitación, sino también que las personas famosas y los clubes deportivos rechacen estos patrocinios.

Las adicciones al alcohol aumentaron siete puntos en 2018 en Cataluña respecto al año anterior, mientras que la cocaína se mantuvo como la principal sustancia entre la población adulta y el cannabis entre los jóvenes, según la ONG. Respecto a los adictos de entre 13 y 23 años el cannabis se mantuvo como la droga más consumida, llegando al 72,2 % de los casos.

La organización ha alertado sobre el ascenso generalizado de las personas atendidas, que subió a 1.523, un aumento del 31,1 % respecto a hace cinco años. Entre los adultos, un 44,6 % se dirigió a Projecte Home Catalunya por problemas con la cocaína, frente al 39,9 % que lo hizo por alcoholismo, muy por delante del 5,5 % del consumo de cannabis y el 4 % de heroína.

Esculies, se ha mostrado preocupado por "la cronificación de la adicción a la cocaína y al alcohol” y ha lamentado que se vea "positivamente" que no haya un crecimiento exponencial porque "detrás de estas cifras hay miles de personas que sufren".

Clubes de cannabis

"Es la primera vez que nos pronunciamos sobre este tema, pero las 'malas praxis' están proliferando en estos clubes, como la facilidad de acceso para los menores de edad, y sería irresponsable no tomar ninguna medida en este sentido", ha asegurado el director de Projecte Home.

Uno de los jóvenes que pidió ayuda a la ONG es Álvaro, que desde los 18 años consumía marihuana, hasta que un día tocó fondo y vio que "no podía superar solo" su problema. Diez años después, el joven considera que se trata de una droga "muy accesible" y con una "aceptación social muy alta".

Asimismo, Jan, de 19 años, empezó su tratamiento con 17 porque se dio cuenta de que le costaba "pensar como lo hacía antes" y compatibilizar el consumo con sus estudios."No se trata tanto de la cantidad que consumes como de la regularidad; yo al final decidí pedir ayuda y ahora ya estoy al final de mi lucha", ha celebrado el joven.

'Adicciones sin sustancia'

Por otra parte, la ONG también ha detectado que el consumo de drogas está a menudo relacionado con las llamadas 'adicciones sin sustancia', como las compras compulsivas, las apuestas por Internet o el uso de tecnologías como el teléfono móvil.

En esta línea, el 63 % de los atendidos por consumo de cocaína o alcohol manifestaron también una adicción a comprar, un 27 % con el juego y un 25 % con las TIC. "La coexistencia de varias adicciones es preocupante porque la situación es más grave y el tratamiento se vuelve más difícil", ha afirmado Esculies.

El año que viene, Projecte Home cumplirá 25 años de tratamiento, prevención y sensibilización de las adicciones, durante cuyo periodo habrá atendido a más de 22.000 personas.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.