La joven que sufrió la picadura de una carabela portuguesa en la playa de Puntas de Calnegre, perteneciente al término municipal de Lorca (Murcia), fue dada de alta el jueves después de permanecer ingresada dos días en el Hospital Universitario Virgen de la Arrixaca de Murcia.

Su estado de salud, en todo caso, era bueno y ha recibido recibiendo analgesia durante su ingreso, según informaron fuentes de la Consejería de Salud.

Todo sucedió mientras paseaba por la orilla, sintió una picadura y al ir a tocarse la zona un tentáculo de la carabela se enganchó en su hombro, según informa La Opinión. En ese mismo medio, la joven de 22 años, ha denunciado la falta de conocimiento a la hora de actuar del Ayuntamiento que "estuvieron 40 minutos buscando en Internet".

El caso salió a la luz después de que Naomi Mateos González, nombre de la murciana, colgara en su perfil de Facebook e historias de Instagram varios vídeos contado lo que ella denominó como "un recuerdo del mar".

Desde el hospital una enfermera que atendió a Mateos asegura que "sus brazos parecían estar tatuados", para El Español. Afirma que al entrar en Urgencias, la joven estaba sin expresión y que tan sólo le tiritaba el labio de dolor. La sanitaria lo ha calificado de "impresionante".

La botella azul: 50 metros de tentáculos venenosos

El Servicio Murciano de Salud (SMS) recuerda que la carabela portuguesa es una falsa medusa, también llamada botella azul porque la parte flotante se asemeja a una bolsa azul transparente rellena de gas. No obstante, explica que es muy infrecuente encontrarla en las playas de la Región.

Aunque esta especie suele flotar, en caso de temporal se desinfla y se hunde para evitar el oleaje. Sus tentáculos pueden medir hasta 50 metros y están llenos de veneno. En caso de picadura, recomienda avisar al socorrista más cercano o acudir al puesto de auxilio para recibir atención. Asimismo, aconseja aplicar una solución tópica de bicarbonato sódico.

Si el dolor es muy intenso o el estado de la persona empeora, recuerda que deberá acudir de inmediato a un centro médico o servicio de urgencia. En caso de avistamiento, el SMS insta a llamar al puesto de socorrismo más cercano o al Teléfono Único de Emergencias 112.

Consulta aquí más noticias de Murcia.