En un comunicado, la policía catalana ha informado este martes de que iniciaron la investigación en marzo tras una serie de robos en empresas del área de Girona y que los sospechosos se vestían con cascos de trabajo y chalecos reflectantes para pasar desapercibidos al entrar en recintos de compañías o polígonos: en algunos casos entraban directamente en el almacén, mientras que en otros forzaban los accesos.

Sustrajeron bobinas de cobre, baterías de camión, tuberías de plomo y piezas de acero en empresas de Girona, Bescanó, Fornells de la Selva, Quart, Cassà de la Selva, Sant Gregori, Llagostera, Sarrià de Ter y Riudellots de la Selva -en algunos casos entraron en la misma empresa varias veces sin levantar sospechas-, y la investigación sigue abierta.

Consulta aquí más noticias de Girona.