La vivienda visada en Baleares ha descendido en un 24 por ciento en el primer cuatrimestre de 2019 respecto el mismo periodo del pasado año, si bien el presupuesto visado en vivienda unifamiliar -179 millones de euros- representa la segunda cifra más alta desde 2005.

En este sentido, los datos del 'Informe estadístico de la edificación y Datos de visado' del Colegio Oficial de Arquitectos de las Islas (Coaib) reflejan un menor número de viviendas pero de mayor presupuesto.

Por su parte, las cifras también muestran como el presupuesto visado en vivienda plurifamiliar está aún lejos de dichos niveles, situándose en un 18 por ciento del máximo alcanzado

en 2007.

Sin embargo, según consideran, al comparar el presupuesto de vivienda a lo largo del tiempo resulta difícil homogeneizar los resultados, dadas las posibles divergencias en la calidad de la construcción, los cambios normativos y los costes de los materiales, entre otras variables.

Por lo respecta a la edificación turística -hoteles, agroturismo y otros- es significativo su descenso en el número de obras (-35 por ciento desde 2017), siendo un total de 68 los edificios turísticos visados en el primer cuatrimestre frente a los 104 edificios turísticos que alcanzó en el mismo periodo de 2017.

Asimismo, también ha descendido el presupuesto visado en edificación turística, que ha arrojado la cifra menor desde 2015, con un descenso interanual del 53 por ciento. Más concretamente, de 126 millones de euros del primer cuatrimestre de 2018 a los 59 millones de este año.

Por islas, en Mallorca caen todas las variables, un 1 por ciento menos el número de obras, un 12 por ciento menos el número de viviendas y, finalmente, un 26 por ciento menos el presupuesto.

En Menorca, desciende un 3 por ciento el número de obras, y un 12 por ciento el presupuesto y, sin embargo, incrementa en un 12 por ciento el número de viviendas visadas.

En Ibiza y Formentera, por su parte, crece un 2 por ciento el número de obras, cae un 67 por ciento el número de viviendas como también en un 5 por ciento el presupuesto de visado.