Madonna pierde la batalla: se subastarán sus bragas, cartas y otros objetos

  • Su antigua amiga y asesora de arte tiene un lote de objetos personales de la cantante que quiere vender.
La cantante Madonna.
La cantante Madonna.
GTRES

Ser una de las mayores estrellas de la música de todos los tiempos tiene algunas desventajas como, por ejemplo, que cualquier cosa que hayas tocado o tenga que ver contigo sea susceptible de ser vendido.

Eso es lo que le pasa a Madonna, una artista demandada en el mercado del coleccionismo, incluso en el coleccionismo más rarito. La cantante estaba inmersa en una batalla legal para frenar la subasta en una web especializada en artículos de personalidades de la música de un lote que contenía cosas como bragas y cartas privadas, muchas de ellas, cartas de amor.

Se trata de artículos personales que posee Darlene Lutz, su antigua amiga y asesora de arte y "huésped habitual" en su casa, que ahora podrá vender libremente, después de que un juez haya desestimado el recurso de Madonna para paralizar la subasta.

"El hecho de que tenga estatus de 'celebrity' como resultado del éxito de mi carrera no obvia mi derecho a mantener mi privacidad, incluyendo lo relacionado con mis objetos más personales", defendía Madonna en los escritos presentados ante el tribunal. Sin embargo, en 2004 Madonna había firmado un documento a su exasistente asegurando que no se opondría a una eventual venta. "Si quería privacidad quizá debería haberse pensado lo de enviar ropa interior", dijo su antigua amiga, con la que ahora mantiene una disputa personal.

Entre los artículos destaca una carta que el rapero Tupac Shakur le escribió desde la cárcel a Madonna, que entonces era su pareja, para comunicarle que su relación se había roto, entre otras cosas porque Madonna era blanca y eso iba mal para la imagen del cantante.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento