Málaga.- La modificación presupuestaria y las acusaciones de electoralismo centran el pleno de Diputación de este martes
Málaga.- La modificación presupuestaria y las acusaciones de electoralismo centran el pleno de Diputación de este martes DIPUTACIÓN DE MÁLAGA - Archivo

La Diputación de Málaga ha abierto, hasta el 29 de julio, el plazo para que los municipios menores de 25.000 habitantes puedan acogerse a un Fondo de Liquidez Provincial dotado con tres millones de euros. Se trata de una línea de anticipos sin intereses que la institución provincial concederá a los ayuntamientos para ayudarles, principalmente, en el pago de facturas a proveedores.

Las bases para la gestión y creación del fondo se publicaron el pasado miércoles en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) después de su aprobación en el último pleno de la institución provincial, celebrado el 21 de mayo. El importe del fondo se ha obtenido del remanente de tesorería de 2018.

En esta ocasión, se ha establecido una única línea de actuación en la modalidad de anticipos reintegrables sin intereses destinados a financiar obligaciones reconocidas con anterioridad al 31 de diciembre de 2018. De esta forma, los ayuntamientos podrán hacer frente, especialmente, al abono de facturas pendientes del año pasado, aunque también podrán atender obligaciones tributarias o el pago de nóminas atrasadas.

El Fondo de Liquidez Provincial contempla la transferencia de una ayuda monetaria única destinada a ayuntamientos con una población inferior a 25.000 habitantes que tengan convenio vigente de delegación de recaudación con el Patronato de Recaudación Provincial, con cuyos recursos se garantiza la devolución de las cantidades adelantadas.

El plazo máximo de reintegro de la cantidad que se concede será de 39 mensualidades, comenzando en febrero de 2020, según han indicado desde la Diputación a través de un comunicado.

Los requisitos para acogerse a este fondo de tres millones de euros, que gestiona la Oficina de Atención a los Alcaldes de la Diputación de Málaga, fijan que los ayuntamientos participantes deberán acreditar, con carácter general, un acuerdo plenario acogiéndose a la convocatoria que deberá incluir una memoria suscrita por la Secretaría-Intervención o Intervención municipal descriptiva de la insuficiencia financiera que presenta la entidad, con análisis de las causas que la han originado y el establecimiento de las medidas correctoras necesarias para evitar que vuelvan a producirse.

Igualmente, debe adjuntarse la aprobación de la liquidación del ejercicio 2018, con ahorro neto positivo, y la aprobación del presupuesto de este ejercicio.

El Fondo de Liquidez Provincial se puso en marcha en 2015, concediendo entonces siete millones de euros a 15 municipios para atender el abono de facturas pendientes de pago o para refinanciar préstamos. Las localidades que se acogieron fueron: Alameda, Álora, Arriate, Benamocarra, Benaoján, Canillas de Aceituno, Casabermeja, Coín, El Borge, El Burgo, Fuente de Piedra, Guaro, Mollina, Riogordo y Villanueva del Rosario.

En 2016, se otorgaron 5.183.906 euros a 13 pueblos para pagos a proveedores y refinanciar créditos: Algarrobo, Almáchar, Casarabonela, Coín, El Borge, Frigiliana, Genalguacil, Guaro, Moclinejo, Pizarra, Sayalonga, Tolox y Totalán.

En 2017 se distribuyeron tres millones de euros entre tres municipios (Colmenar, Humilladero y Cortes de la Frontera) para refinanciar operaciones de crédito. En 2018 no se creó este fondo.

Consulta aquí más noticias de Málaga.