Violencia machista
Violencia machista. GONZOO

Un total de 243 menores han perdido a sus madres a causa de la violencia de género desde 2013 en España, incluidos los trece niños que se han quedado huérfanos por estos asesinatos en lo que va de 2019, y muchos todavía no tienen acceso a la subida de la pensión aprobada en el mes de marzo.

Lo denuncia la Fundación Mujeres, que gestiona el Fondo de Becas Fiscal Soledad Cazorla en base a donaciones privadas, en el tercer Informe Anual que elaboran sobre los huérfanos de la violencia machista.

La fundación denuncia que la subida de la pensión de orfandad de los hijos de las víctimas mortales de violencia de género, aprobada por ley y que entró en vigor el pasado mes de marzo, todavía no es efectiva para muchas de las familias de las asesinadas por trabas burocráticas.

"El problema con la ley es que todavía no es efectiva, al menos con los casos de asesinatos antiguos", ha aseverado la directora de Fundación Mujeres, Marisa Soleto, durante una rueda de prensa.

Desde la Fundación Mujeres han asegurado que aún están "a la espera" de que se precisen las condiciones del cobro de esta prestación, que elevó la cuantía de los 197 euros a un mínimo de 710. "Pedimos celeridad en esta cuestión", ha incidido Soleto, dirigiéndose al futuro Gobierno. Según ha insistido, todavía se desconocen los mecanismos para poner en marcha las medidas de la ley.

El promotor del Fondo de Becas Fiscal Soledad Cazorla, Joaquín Tagar, ha indicado que son las familias beneficiarias las tienen que solicitar esta prestación para poder cobrarla. Para evitar eso, ha pedido a la Seguridad Social que "actúe de oficio" para proceder a su concesión de manera rápida.

"Las familias no tienen instrumentos para solicitar ese beneficio al que tienen derecho. Existe la ley, y la Seguridad Social debería estudiarla con detenimiento y hacer que se aplique", ha apuntado Tagar, quien ha recalcado que "no se va a disparar el déficit de la Seguridad Social. "Estamos hablando desde 2013 de 243 huérfanos, y si vamos más atrás, serán 500 o 600, esto no es un gran quebranto", ha insistido.

"Hemos encontrado casos en los que tenía derecho a determinada prestación social, pero la Seguridad Social les exigía que la pidieran por vía judicial, teniendo en cuenta que eso conlleva gastos que las familias no pueden atender", sostiene.

Desde la fundación han realizado un formulario de solicitud para que varias familias pidan la prestación pero, según han señalado Tagar y Soleto, están a la espera de respuesta. Asimismo, han avisado de que hay casos en los que Administración está informando "mal" a quienes la solicitan.

En cualquier caso, para Soleto, esta cuestión es "prioritaria" y también ve "importante" que en todos los casos de crímenes machistas ocurridos en el pasado, que ahora y antes cumplen las condiciones previstas en la ley, tengan acceso a esa mejora de la prestación de orfandad creado en la ley.