Un grupo de trabajadores de Iveco ha subrayado este miércoles que la mayoría de empleados de la empresa "mostraron su disconformidad" con la difusión del vídeo de contenido sexual de una compañera que la llevó a suicidarse el sábado, por lo que han exigido que no se generalice y se busque a los responsables.

En un comunicado colgado en redes, este grupo de empleados, en su mayoría hombres, asegura sentirse "perjudicado por pertenecer a esta empresa" y que se "esté generalizando un tipo de conducta" con la que muestran su "absoluta desaprobación".

"La mayoría de los trabajadores de Iveco no han sido partícipes de lo sucedido, asimismo, mostraron su disconformidad con relación a lo que estaba sucediendo", dicen sobre la difusión entre la plantilla de un vídeo de contenido sexual grabado hace cinco años y que motivó que Verónica, de 32 años, se quitara la vida.

Por todo ello, piden respeto a su imagen e intimidad porque "está perjudicando a su entorno". "Muchos de ellos tienen familia o conocían a la víctima", explican.

Es más, este grupo de trabajadores instan a la búsqueda de los responsables, para lo que "colaborarán en lo que sea necesario con la investigación policial" que ya está abierta.

Tras dar el pésame "sincero" a la familia, el colectivo de trabajadores condena "enérgicamente" las causas que llevaron a su compañera al suicidio. Esperan que a la mayor brevedad posible esperan "que paguen por sus actos con la mayor contundencia posible" los responsables de la "difusión, acoso y posterior humillación hacia nuestra compañera", dice el comunicado, al que ha tenido acceso 20minutos.

El colectivo continúa diciendo que se sienten"indignados" y "asqueados" con la situación, y que pensaron que la empresa tomaría cartas en el asunto para ofrecer una solución. Como trabajadores de Iveco se muestran "totalmente en contra del acoso, violencia y opresión que podamos sufrir todos y acada uno" pero piden no culpabilizar a la totalidad de la plantilla.

"Exigimos justicia y reparación para Verónica" y también respeto a la plantilla que no fueron "ni cómplices ni verdugos de nuestra compañera".