Baba ganush
Baba ganush  EMMA GARCÍA

El baba ganush, también conocido como mutabal en algunos países, es un plato de origen árabe que ha ganado mucha popularidad en los últimos años al igual que el hummus. Este puré de berenjena es perfecto para usar como entrante, aunque también puede servir como guarnición para acompañar muchos platos.

El ingrediente principal es la berenjena asada, que aporta un sabor suave y cremoso, especiada con comido. Es muy fácil de preparar y aguanta bien en el frigorífico unos días, por lo que podemos dejarlo preparado con antelación.

Se suele acompañar con pan de pita y es una de esas recetas ricas, sanas, asequibles y exóticas. Y no, no lleva garbanzos, así que llamarlo hummus de berenejenas tiene un poco de delito, pero posiblemente es una descripción que igual anima a algunos a probarlo.

Ingredientes

  • 2 berenjenas
  • 15 gr. de tahina
  • 2-3 dientes de ajo
  • 15 ml. de aceite de sésamo
  • 5 gr. de sal
  • 5 gr. de comino en polvo
  • Medio limón

Preparación

Precalentamos el horno a 200º. Lavamos las berenjenas y las partimos por la mitad. Ponemos las mitades en una fuente apta para horno y hacemos unos cortes poco profundos. Pelamos dos dientes de ajo y los introducimos presionando en algún corte de la berenjena (en dos mitades distintas).

Bañamos las berenjenas con un poco de aceite de oliva virgen extra. Horneamos durante 40 minutos, podemos dar la vuelta a las berenjenas cuando lleven la mitad del tiempo.

Sacamos del horno y dejamos templar. Sacamos la carne de las berenjenas con los ajos y lo pasamos al vaso de la batidora o robot de cocina, mucho mejor si lo trituramos de forma manual en un mortero. Añadimos otro medio diente de ajo crudo (o uno entero si nos gusta fuerte), el zumo de medio limón, el comino, la tahina y la sal.

Trituramos a baja potencia unos pocos segundos. El triturado tiene que ser suave para que quede más "rústico", con grumos y algún pedazo entero. Corregimos de sal y, si es necesario, añadimos más limón. Removemos de forma manual hasta tener una textura cremosa.

Pasamos el baba ganush a un bol, lo cubrimos y lo dejamos en el frigorífico al menos una hora. Antes de servir añadimos un poco de aceite de sésamo o aceite de oliva virgen extra, unas semillas de sésamo y espolvoreamos un poco más de comino en polvo. Acompañamos con pan de pita, palitos o crudités.