Colau presiona a Maragall para pactar con el PSC: "Barcelona es de izquierdas"

  • Ada Colau lamenta que Ernest Maragall solo hable en clave independentista.
  • 28 regidores del Ayuntamiento son de fuerzas de izquierdas y Colau pide a ERC y PSC que escuchen ese mensaje de la ciudad.
  • Maragall en cambio invita a Colau a visitar a Quim Forn a la prisión para estudiar pactos.
  • El PSC avisa a ERC que la Alcaldía no está asegurada y lamenta que sea una pieza del juego independentista.
La alcaldesa en funciones, Ada Colau, en rueda de prensa.
La alcaldesa en funciones, Ada Colau, en rueda de prensa.
ACN

El resultado de las elecciones municipales en Barcelona han dejado un escenario político tan abierto que, 24 horas después de conocerse el escrutinio, las posibilidades de pactos se multiplican.

Tanto es así que si el domingo la alcaldesa en funciones Ada Colau admitía la victoria del candidato de ERC, Ernest Maragall, y parecía que renunciaba a liderar un futuro proyecto de ciudad, este lunes por la tarde Colau ha anunciado que su formación abrirá negociaciones con ERC y con el PSC para conseguir un pacto de izquierdas en Barcelona.

Este cambio de actitud se debe, según ha explicado Ada Colau en una improvisada rueda de prensa antes de la reunión de la dirección de BComú, a que se sintió decepcionada con el discurso que pronunció el republicano Ernest Maragall cuando, tras la victoria electoral, habló únicamente "en clave independentista y catalana" y en ningún momento "de proyecto de ciudad".

Y ha mostrado su indignación al denunciar que "no solo habló de independencia sino que abre la puerta aun pacto con JxCAT", cuando la propia Colau ha reiterado durante toda la campaña electoral que el proyecto de ciudad de BComú y el de JxCAT son antagónicos.

En esta línea, Ada Colau ha destacado que Barcelona ha conseguido 28 regidores de izquierdas –10 de ERC, 10 de BComú y 8 del PSC– y considera que "se debe escuchar ese mensaje de la ciudadanía que clama políticas de izquierdas".

Colau ha hecho bandera de que su formación ha ganado en seis de los 10 distritos de la ciudad, y ERC solo en dos. Ha recordado además que aunque ERC ha sumado regidores, JxCAT ha perdido y la CUP ha desaparecido del Consistorio: "el independentismo ha perdido representación" ha espetado Colau.

Por su parte, el candidato de ERC, Ernest Maragall, en una nueva comparecencia que ha realizado este lunes por la mañana, ha reiterado que quiere un pacto con JxCAT y Colau aunque ha reconocido que era difícil "porque hay diferencias irreconciliables y de mutua exclusión".

Ante esta situación, Maragall se ha mantenido firme y ha asegurado que «ERC gobernará la ciudad en cualquier circunstancia" porque, ha sentenciado que "es estratégico que Barcelona sea la capital republicana". Para aproximar posiciones, Maragall ha invitado a Colau a visitar al candidato de JxCAT, Quim Forn, a la prisión para hablar de proyectos de ciudad, invitación que Colau ya ha declinado.

Y por su parte, el líder del PSC, Miquel Iceta, ha afirmado que sería "raro" que el próximo alcalde de Barcelona sea independentista, si han "reculado" los concejales partidarios de esta opción y han bajado «de 18 a 15» por lo que ha avisado: ·"Se dan por hecho alcaldías. Recomendaría a todo el mundo que no corra".

El escenario pues está tan abierto que todavía está en juego la representación de los dos regidores del PP pendientes del recuento que ha de realizar mañana la Junta Electoral. El PP está a tan solo 45 votos de mantener su representación en el Ayuntamiento, si finalmente queda fuera, estos dos regidores podrían pasar uno a ERC, que tendría 11, y otro al PSC, que tendría 9.

Los pactos entre ERC y BComú serían más fáciles, ya que suman la mayoría absoluta de 21 regidores y no necesitarían a JxCAT.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento