Así lo han avanzado en rueda de prensa la candidata de la formación en la ciudad, María Vilas, y su compañero de filas Miguel Freiría, junto con el escultor Francisco López, creador del concepto para la pasarela que pretende impulsar el partido en Santiago.

La formación busca con ambos proyectos que Compostela se sitúe "a la altura de otras capitales europeas", creando zonas abiertas y fomentando la peatonalización en contraposición al uso constante de vehículos para los desplazamientos en puntos destacados de la ciudad.

Freiría ha explicado que la humanización de la Praza de Galicia se llevaría a cabo redirigiendo el tráfico actual de la zona a través de conexiones subterráneas y así dejar "un espacio abierto y peatonal" que conecte tanto el ensanche, el casco histórico y la Alameda compostelana, a través de la rúa Senra. De este modo, se favorecería tanto "al comercio de la zona" como "al disfrute de los vecinos", que podrán pasar de un lado a otro caminando "sin mayor problema".

La formación prevé un coste de entre 16 y 17 millones de euros para esta actuación que, ha añadido María Vilas, se realizaría "por fases" y "de manera ordenada", para permitir que se mantenga tanto la convivencia como el uso durante su ejecución. Asimismo, el proyecto abarcaría obras para bajar "tres pisos más" el parking de la zona de la Praza de Galicia, que calculan en un coste de entre 10 y 11 millones de euros.

PASARELA DE CRISTAL Y ACERO

El segundo proyecto principal de la formación sería la construcción de una pasarela que conecte la zona vieja de Santiago y el Monte Gaiás. Freiría ha destacado que esta actuación favorecería "el tránsito de personas" hacia la zona de la Ciudad de la Cultura gracias a esta nueva vía peatonal, de forma "sencilla y "sin tener que coger ningún tipo de transporte".

El escultor Francisco López, que está al cargo de la conceptualización del proyecto, ha explicado que esta pasarela conectaría la zona baja de Belvís, junto al Seminario, con el propio Gaiás mediante una nueva calle construida mediante pilares de acero y cristal. Esta actuación incluiría, a su vez, una bajada hacia las Brañas do Sar.

Según contempla la idea de Ciudadanos, con este diseño los visitantes a Compostela podrían salir de la AP9 y aparcar sus vehículos en la zona del Gaiás, para así entrar en la propia ciudad caminando y sin tener que recurrir a medios de transporte. El coste previsto de esta iniciativa ascendería a algo más de 13 millones de euros.

PROBLEMAS DE PAVIMENTO

Entre otras medidas, Ciudadanos se ha comprometido a apostar por la rehabilitación de solares abandonados en el municipio mediante ayudas a los propietarios (abonos de tasas o subvenciones) y favorecer la agilidad y la "máxima diligencia" en las licencias de obra de primera ocupación, para que la gente que quiera rehabilitar sus inmuebles lo puede hacer en un plazo máximo de tres meses.

También se han comprometido a solucionar los problemas del mal estado del pavimento de las carreteras y la falta de iluminación en los campus universitarios "en los primeros seis meses" de mandato. Por otro lado, para solucionar "la gran cantidad de atascos" en la zona de entrada al polígono de Costa Vella, proponen la unión entre la SC-20 con la rúa País Vasco, para descongestionar el tráfico de vehículos por la zona sur.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.