Poblado de Son Banya
Poblado de Son Banya CORT - Archivo

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Palma ha aprobado este miércoles, por un importe de 247.660 euros, unos pliegos para contratar un servicio de defensa técnica y representación para poder llevar a cabo los procedimientos de desalojo pendientes de Son Banya.

Así lo ha anunciado la regidora de Bienestar y Derechos Sociales, Mercè Borràs, durante la rueda de prensa posterior a la reunión de la Junta. Los pliegos incluyen dos lotes, uno de abogados y otro de procuradores.

Según ha indicado, quedan unas 95 casas en el poblado con entre 80 y 90 familias. Precisamente, una de las intenciones de Cort es elaborar un censo para conocer exactamente el número de personas que aún residen en Son Banya.

La próxima fase de derribo se iniciará en el último trimestre de 2019 y Borràs espera que sea un proceso "más efectivo y seguro" que el anterior al haber "aprendido" de las "dificultades" que encontraron en la primera fase. La previsión es que el desmantelamiento esté completado en diciembre de 2020.

La primera fase del proceso de desmantelamiento de Son Banya se inició en julio de 2018 y terminó a finales de marzo de 2019. Durante estos meses se ejecutaron con éxito 42 órdenes de desahucio. En total han salido de Son Banya 117 personas, 68 adultos y 49 niños.

La regidora ha explicado que las familias que aún permanecen en Son Banya no tenían orden de desalojo y ha recalcado que el Ayuntamiento tiene "un problema muy importante" por falta de viviendas, por lo que había "familias que querían salir" pero no se ha podido atender su demanda.

CENTRO DE SERVICIOS SOCIALES EN SON XIGALA

Por otra parte, Borràs ha anunciado la aprobación de los pliegos para contratar la construcción de un centro de servicios sociales de atención primaria en Son Xigala, por 596.714 euros procedentes de la Ley de Capitalidad.

El equipamiento, que se encuentra en el cruce de las calles Sebelí y Florencia, ocupará la primera planta, y atenderá a una población potencial de 68.000 personas -de los barrios de Son Cotoner, Camp d'en Serralta, El Fortí, Son Dameto, Son Serra-La Vileta, Son Ximelis, Son Roca, Son Rapinya, Son Peretó, Los Almendros, son Flor y son Anglada-.

Tendrá 424 metros cuadrados y se dividirá en dos mitades, una donde se disponen las dependencias de los trabajadores sociales, dirección y sala de reuniones y otra para atención al público y despachos. Además incluirá aula multiusos para actividades.

En la planta baja el Govern construirá un centro de día para personas mayores. Borràs ha recordado que el proyecto se tenía que ejecutar en 2011, pero no llegó a desarrollarse y ahora se contempla como uno nuevo.

MANUAL DE COMUNICACIÓN INCLUSIVA

Por su parte, el regidor de Juventud, Derechos Cívicos e Igualdad, Aligi Molina, ha explicado la aprobación del manual presentado por su departamento para una comunicación inclusiva. Se trata de una herramienta interna de consulta dirigida a trabajadores municipales.

Molina ha señalado que su intención es que este manual "ayude a constuir una realidad" e influya "en la percepción de las personas" a través del lenguaje.

Según ha reseñado Cort, el documento "aclara conceptos poco desarrollados a nivel administrativo-institucional, como el sexismo social y lingüístico o el androcentrismo"; "desmonta prejuicios existentes sobre comunicación igualitaria" y recomienda denominaciones para los cargos, entre otros apartados.

OTROS ACUERDOS

Otro acuerdo de la Junta de Gobierno de este miércoles ha sido adjudicar a Distribuidores Automáticos Vending SL la instalación de máquinas expendedoras automáticas de bebidas frías y calientes y comidas en dependencias municipales. La regidora de Función Pública, Aurora Jhardi, ha resaltado que se ofrecerán productos saludables y café de comercio justo.

La Junta de este miércoles también ha aprobado el Plan de control del absentismo del personal del Ayuntamiento de Palma, una medida obligatoria vinculada a las ofertas públicas de empleo. Este plan ha sido negociado con las organizaciones sindicales y aprobado por unanimidad en la Mesa.

Jhardi ha señalado que el plan tiene tres ejes de "medidas de acción positiva" en aspectos como información y adaptación de puestos de trabajo. La regidora ha aclarado que la tasa de absentismo entre los funcionarios del Ayuntamiento se encuentra dentro de los márgenes de normalidad, alrededor del 5 por ciento, vinculada principalmente a bajas por enfermedad o incapacidad.

PROTESTA DE CCOO EN PARQUES Y JARDINES

Paralelamente, preguntada por la protesta convocada por CCOO contra los nuevos pliegos de las contratas del servicio de Parques y Jardines, la portavoz municipal ha asegurado que "se ha respetado absolutamente el convenio colectivo" y ha defendido que el Ayuntamiento quiere "dar mejor servicio a la ciudadanía".