Se trata de variedades protegidas de arándanos para las que es preciso poseer licencia de adquisición y cultivo, explica la asociación, que añade que este robo "echa a perder" el trabajo de tres años de investigación.

Este robo, que se produjo entre los pasados días 12 y 15 de mayo, supone de este modo un "importante revés" al trabajo de investigación que la Agrupación de Cooperativas del Valle del Jerte lleva a cabo en colaboración con Cicytex.

"Con él se echan por tierra tres años de trabajo, además del valor de las plantas sustraídas", subraya en nota de prensa la asociación, que añade que este campo de ensayo formaba parte de un proyecto de investigación sobre la adaptación del cultivo de diferentes variedades de arándanos en el norte de Cáceres.

El hurto supone, además, un delito sobre la propiedad industrial por adquisición "sin autorización" de una variedad de arándanos protegida con licencia, incide la asociación, que apunta que lo ocurrido ya fue denunciado por las partes afectadas en el puesto de la Guardia Civil de Casas del Castañar, desde el que se ha comenzado la investigación.

En este sentido, señala también que el formar parte de un trabajo de investigación, las plantas sustraídas "pueden ser perfectamente identificadas por su perfil genético".

Finalmente, incide en que este tipo de ensayos se llevan a cabo con el objetivo de diversificar los cultivos de determinadas zonas, en este caso en el Valle del Jerte. Gracias a ellos se consiguen "importantes avances científicos" que permiten un "aumento de la competitividad" de ciertas actividades agrícolas, y "favorecen la introducción de nuevos cultivos con los que hacer más rentables las explotaciones".

Consulta aquí más noticias de Cáceres.