El féretro con los restos de Alfredo Pérez Rubalcaba, exvicepresidente del Gobierno socialista, ha llegado a las 20:15 de la tarde al Congreso de los Diputados para la capilla ardiente que se ha instalado en su recuerdo.

El Gobierno en funciones le esperaba en la Puerta de los Leones, donde un grupo de policías y militares ha portado el ataúd desde el coche fúnebre hasta el interior del Congreso de los Diputados.

Una bandera de España y otra roja con el símbolo del PSOE, el puño y la rosa, cubre el féretro de Alfredo Pérez Rubalcaba en la capilla ardiente. Inicialmente el féretro lo cubría una bandera de España y una vez instalado, el ministro José Luis Ábalos y la vicesecretaria del PSOE, Adriana Lastra, han colocado a su lado la de su partido. En la sala, en un cartel con una foto de Rubalcaba, se ha escrito: "La paz y la libertad es nuestra forma de vida".

La viuda, Pilar Goya, familiares, así como el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y los presidentes del Congreso y del Senado, Ana Pastor y Pío García-Escudero, junto a la máxima autoridad del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes, y líderes como Pablo Casado y Pablo Iglesias, han rendido el último adiós a Rubalcaba.