Kiko Rivera desvela cómo empezó a consumir drogas

Kiko Rivera posa en el plató de 'Supervivientes'.
Kiko Rivera posa en el plató de 'Supervivientes'.
GTRES

Kiko Rivera se ha sincerado sobre cómo empezó en el mundo de las drogas, un episodio de su vida del que hasta hace poco era reticente a hablar. El hijo de Isabel Pantoja ha detallado en la revista Semana cómo fue esa etapa y cómo se encuentra ahora tras haber superado la adicción. "Estoy vivo de milagro", ha reconocido.

Su primer contacto con la cocaína tuvo lugar a los 17 años. "Un representante de artistas se puso en contacto conmigo para proponerme realizar un bolo en la discoteca Pirámide de Castellón y acepté. Me ofrecían 25.000 euros por aparecer en aquel local y hacerme fotos con los clientes. ¡Qué fácil!, pensé".

De todo aquel dinero que ganó no le queda nada: "Lo despilfarré todo en un fin de semana porque era la primera vez en mi vida que tenía dinero de verdad".

Tras ese primer evento llegaron otros: "Cada vez me llamaban más y más promotores y el trabajo estaba muy bien pagado... Sobre todo al principio. Pero conviene recalcar que esas cifras, unos 25.000 euros por bolo solo se mantuvieron unos meses y después fueron bajando paulatinamente", ha dicho.

El hijo de la tonadillera comenzó entonces a llevar un nivel de vida frenético en el que no hacía "ni puñetero caso" a su gestor y se rodeaba de "gente tóxica". "Compraba coches caros, he llegado a tener nueve coches de lujo aparcados en el garaje", ha lamentado.

"Gastaba 200.000 euros al mes. Desde aquí digo alto y claro que es un tremendo error disponer de tanto dinero siendo tan joven", ha asegurado.

"Todos aquellos excesos me dejaron arruinado", ha agregado, y para mantener ese nivel de vida, llegó a aceptar entre cuatro y cinco bolos a la semana. "Veía que no podía aguantar el ritmo y entonces empecé a consumir estupefacientes para permanecer despierto y poder trabajar".

Ausente de las galas de 'Supervivientes'

Respecto a su ausencia en las galas de Supervivientes, Rivera ha justificado en declaraciones a Sálvame que su apretada agenda le impide estar defendiendo a Isabel Pantoja. "Tengo mi trabajo, estamos en plena gira, acabamos de comenzar, y tengo que cuadrarlo todo", ha dicho.

"Están mi hermana y mi prima Anabel, por lo que tenemos que ponernos de acuerdo entre los tres. Seguro que me vais a ver defendiendo a mi madre. Ten en cuenta que yo también acabo de salir de un reality de tres meses y me apetece estar con mi familia y con mis hijas", ha concluido.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento