El candidato del PP a la Alcaldía de Val de San Vicente, Carlos Hevia, ha tildado de "irresponsable" la actitud del Gobierno de Cantabria (PRC-PSOE) y del Ayuntamiento (PSOE), en relación a la piscifactoría de Sonrionansa, antigua Tinamenor.

En un comunicado, Hevia ha denunciado que la empresa, ubicada en Pesués, ha contado con "cuantiosas ayudas" del Gobierno pero no ha cumplido "ninguno de sus compromisos".

Ha criticado que, en apenas un año desde que Sonrionansa comprara en 2017 Tinamenor después de que esta última entrara en concurso de acreedores, la empresa ya comenzó con el incumplimiento de los pagos de nóminas y a sus proveedores.

"A día de hoy los trabajadores ya han llegado en algunos casos al retraso de cinco nominas, mientras que en el caso del impago a proveedores está suponiendo que por ejemplo se produzca el desabastecimiento de la comida de los peces", ha aseverado.

Hevia ha denunciado que, a pesar de todo los sucedido, y del dinero público invertido, tanto el Ayuntamiento como el Gobierno de Cantabria "están dando la callada por respuesta".

"Ni una explicación a los trabajadores y al resto de contribuyentes por una nefasta gestión de dicho proyecto desde que comenzó el concurso de acreedores de Tinamenor", ha censurado.

Por todo ello, el candidato del PP ha esperado que esta denuncia pública permita "poner el foco" en un tema que es "muy preocupante" para los trabajadores y sus familias en primer lugar, para todas las empresas que no cobran por su trabajo, y en definitiva para toda la comarca, que ve "como una empresa puntera y con posibilidad de crecimiento se está yendo a pique con el dinero de todos los cántabros tirado a la basura".

La plantilla de Sonrionansa ha convocado, ante la situación de la empresa, una huelga indefinida a partir del lunes, 13 de mayo, si no cumple el calendario de pagos.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.