Carmena y Errejón
La candidata a la Alcaldía, Manuela Carmena, y el aspirante a la Comunidad, Íñigo Errejón. LERENA/EFE

La Comunidad de Madrid comenzará el 27 de mayo una nueva era polítíca para los próximos cuatro años. Los partidos a los que les corresponda gobernar en los diferentes municipios y en el Gobierno regional saldrán de las elecciones municipales y autonómicas del día 26, unos comicios en los que será determinante el voto de los indecisos, la participación y las futuras alianzas.

Este jueves, los candidatos de las principales formaciones dieron comienzo de forma oficial a la campaña electoral. Serán en total 15 días muy intensos de actos públicos, entrevistas, visitas a barrios y municipios y promesas relacionadas con la mejora de la movilidad y el Medio Ambiente o la realización de proyectos urbanísticos, entre otros.

La 'batalla' en Madrid cobra una especial relevancia en lo que suceda en la Comunidad y en la capital, el municipio más poblado (3.266.126 personas). En la carrera por lograr los máximos diputados en la Asamblea de Madrid —se eligen 132 y la mayoría se logra obteniendo 67— las formaciones con más aspiraciones son PP, PSOE, Cs, Podemos y Vox. Los populares llevan gobernando la región de forma ininterrumpida desde 1995, pero las pasadas elecciones del 28-A evidenciaron un posible giro a la izquierda. En este contexto de igualdad, serán determinantes los resultados del resto de formaciones para aglutinar apoyos.

En la pugna por el Ayuntamiento de Madrid, PP, PSOE, Cs, Más Madrid, Madrid en Pie Municipalista y Vox son los partidos que parten con mayores posibilidades para obtener concejales. En total, hay en juego hasta 57 concejales, por lo que la mayoría se sitúa en 29. Más Madrid, el partido de la actual alcaldesa, Manuela Carmena, parte en primera posición y espera poder seguir en el Palacio de Cibeles, aunque para ello necesitará el apoyo del resto de la izquierda. Solo una coalición de derechas formada por PP, Cs y Vox podría evitarlo, algo que podría suceder si los votantes replican las decisiones del 28-A. Estás son algunas de las claves del 26-M:

Nadie tendrá mayoría

Ningún partido se sabe vencedor absoluto. Salvo sorpresa, ni en la Comunidad ni en el Ayuntamiento de la capital habrá una formación que acapare la mayoría de votos, como ya sucedió en los comicios de 2015. Este escenario obligará a los partidos a buscar pactos para poder gobernar. Todas las formaciones hacen números para ver si les salen las sumas.

Derecha contra izquierda

Tanto a nivel municipal como autonómico hay dos bloques diferenciados. PP, Cs y Vox debe unir sus fuerzas si quieren que triunfe la derecha. La incógnita será qué partido deberá liderar las negociaciones, ya que PP y Cs están bastantes igualados. Lo mismo ocurre con las formaciones de izquierda. El PSOE lleva la delantera en la Comunidad pero deberá sumar con Más Madrid y Podemos. En el Ayuntamiento de la capital, Más Madrid necesitará los concejales del PSOE.

La participación, clave para la izquierda

Que los madrileños vayan o no a votar será una de las claves del resultado final. Una alta participación, como la que se registró en la región en las generales del 79,75% —casi nueve puntos más que en 2016— daría más opciones de gobernar a los partidos de izquierdas.

A por el voto indeciso

sdfasdfaLos partidos pelearán hasta última hora por atraer el voto de las personas que todavían no tienen decidido el partido al que darán su confianza el 26-M. Según la última encuesta del CIS, para las elecciones autonómicas, hay un 27,6% de los electores que no sabe aún cuál será su decisión. En los comicios locales de la ciudad, el 21,7% de los votantes no tiene decidido aún su voto (19,4%) o no lo sabe (2,3%). 

De Madrid Central al Metro

Hay temas que pueden decantar el voto a favor de uno u otro partido como son el futuro de Madrid Central, los planes para el transporte público  (EMT y Metro), el precio de la vivienda o la  posición respecto a Madrid Nuevo Norte si finalmente no se llega a aprobar. 

La derecha mira a Vox

Los resultados de Vox serán clave para que la derecha pueda gobernar tanto en el Ayuntamiento de la capital como en la Comunidad. Si los resultados de Vox son similares a los de las elecciones generales, el bloque de derechas no tendrá problema para formar un tripartito. Pero si los datos se acercan a los del último CIS, la victoria de la izquierda es segura. 

Consulta aquí más noticias de Madrid.