El líder opositor Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado de Venezuela por más de 50 países, consideró este jueves que el Gobierno de Nicolás Maduro ha dado un "golpe al Parlamento" al procesar a diez diputados por delitos de rebelión y llamó a protestar el sábado en todo el país.

El grupo internacional de contacto para Venezuela, compuesto por países europeos y latinoamericanos, también lamenta la detención del diputado Edgar Zambrano, vicepresidente de la Asamblea Nacional, uno de los arrestados, y pidió su "liberación inmediata e incondicional". Subraya que "los miembros de los partidos deben ser libres de continuar su trabajo sin intimidación" y que la inmunidad parlamentaria de la Asamblea Nacional ha de ser "plenamente respetada".

Zambrano fue detenido, junto a otras tres personas, por agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia (SEBIN) cuando se encontraba en la sede de su partido, Acción Democrática. La semana pasada, el máximo tribunal informó sobre la apertura de un proceso contra Zambrano por los delitos de traición a la patria, conspiración, instigación a la insurrección, rebelión civil, concierto para delinquir, usurpación de funciones e instigación pública a la desobediencia.