Viggo Mortensen
El actor estadounidense Viggo Mortensen, en la 43 edición del Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF), en Toronto, Canadá. WARREN TODA / EFE

El 28 de abril, día de las elecciones generales, Vox utilizó en un montaje una foto de Viggo Mortensen interpretando al personaje de Aragorn en El Señor de los Anillos para incitar a combatir en las urnas a feministas, gais, antifascistas y medios de comunicación. Es decir, todos los que la formación política considera sus enemigos.

Un montaje del partido que lidera Santiago Abascal que levantó ampollas y que al actor no le ha gustado absolutamente nada.

De esta forma, a través de una carta a El País, Mortensen asegura que "hay que ser bastante ignorante para pensar que el uso del personaje de Aragon para promover la campaña electoral de un partido xenófobo de ultraderecha como Vox sería una buena idea".

"No solo es absurdo que a mí, el actor que encarnó este personaje para Peter Jackson, y una persona interesada en la rica variedad de culturas e idiomas que existen en España y en el mundo, se me vincule a un partido político ultranacionalista y neofascista. Es aún más ridículo que se utilice el personaje de Aragorn, un estadista políglota que aboga por el conocimiento y la inclusión de las diversas razas, costumbres y lenguas de la Tierra Media, para legitimar a un grupo político antiinmigrante, antifeminista e islamófobo", continúa Mortensen.

Para concluir, el intérprete hace una reflexión: "Me reiría de su torpeza, pero Vox ha entrado en el Congreso con 24 escaños; no es un chiste, y habrá que estar atentos y proactivos, como lo es Aragorn en la saga de Tolkien".