La Guardia Urbana de Barcelona desmanteló el pasado fin de semana en L´Eixample un casino ilegal de chinos camuflado en el altillo de una peluquería. Es la segunda sala de juego ilegal que se desmantela en este distrito barcelonés en los últimos cuatro meses.

La Urbana identificó en el registro realizado a ocho jugadores y dos trabajadoras de la peluquería e intervinó 9.170 euros, 21 juegos de cartas franceses, tres juegos de dominó chino y una mesa profesional electrónica de dominó.

El casino ilegal se dividía en dos pequeñas salas sin ningún tipo de ventilación. En la primera se organizaban timbas de cartas y en la segunda estaba instalada la mesa de dominó.

La peluquería era una tapadera ya que tenía instalada un equipo de videovigilancia con cámaras situadas en la entrada desde donde podía controlarse el acceso al local.