Coripe
Una imagen de Puigdemont, quemada en Coripe, Sevilla. TWITTER

La consellera de Presidencia de la Generalitat, Meritxell Budó, ha anunciado este miércoles que el Govern denunciará a la Fiscalía de delitos de odio y discriminación "la quema y el fusilamiento" de un muñeco que representaba al expresidente Carles Puigdemont en Coripe (Sevilla) el 21 de abril.

Durante la rueda de prensa tras el Consell Executiu, la también portavoz del Govern ha explicado que el Ejecutivo de Quim Torra considera que estos hechos podrían ser "un delito de incitación al odio y a la violencia" del artículo 510 del Código Penal, sin perjuicio de que pueda ser constitutivo de otros delitos.

"Nos sorprende que ni Fiscalía ni la Policía española hayan actuado de oficio como sí hicieron con casos como el de Valtonyc, Pablo Hasel, el de Willy Toledo" y otros que ha citado, como el del actor Toni Albà, el del concejal Jordi Pessarrodona y varias personas por 'tuits'.

"Nos extraña esta doble manera de tratar ciertas actuaciones", ha señalado Budó, que ha comentado que la decisión de elevar el caso a Fiscalía se ha tomado "por unanimidad" en el Govern, pese a las reservas expresadas hace unos días por el candidato de ERC al Congreso Gabriel Rufián ante la posibilidad de judicializarlo.

La denuncia se presentará ante la Fiscalía especializada en materia de delitos de odio y discriminación, ha explicado Budó.

El ejecutivo catalán destaca que, antes de la quema y el tiroteo contra la figura de Puigdemont, los miembros de la organización del acto "cargaron las escopetas de munición de salvas en un coche de la policía local".

Los hechos, denuncia, se produjeron "con la participación del Ayuntamiento" de Coripe, que "colaboró activamente en una actuación claramente discriminatoria, obviando igualmente las mínimas obligaciones legalmente exigibles al tratarse de un espectáculo público, delante de menores y con utilización de armas de fuego".

A juicio de la Generalitat, estas actuaciones "tienen la voluntad de fomentar odio y violencia hacia determinados colectivos o personas", con el "desarrollo de estereotipos de naturaleza racista o por razón de la ideología".

Además de reprochar el "silencio" de la Fiscalía y la Policía hasta ahora, Budó también ha cargado contra el Gobierno de Pedro Sánchez por no haber hecho nada pese a la "gravedad de los hechos".

Consulta aquí más noticias de Barcelona.