La huelga estaba convocada para los días 10 y 11 de mayo por el incierto futuro de 150 empleados de ocho empresas que trabajan para Nissan, pero que no tienen asegurada carga de trabajo cuando la factoría se dedique a la producción de recambios, han informado fuentes sindicales.

Tras el acuerdo al que se llegó de crear una mesa de trabajo y la reunión en el Serla se ha acordado desconvocar los paros, si bien los empleados estarán "alerta" ante el futuro y las decisiones que se adopten.

En la reunión mantenida por Junta, Ayuntamiento, Nissan y empleados se decidió reunir una mesa de trabajo en el plazo de dos semanas.Estas empresas se enfrentan al cambio de Nissan, dedicada a la producción de camiones, que luego producirá recambios, y al período entre el cese de una actividad, el próximo mes de septiembre, y la nueva producción.

Consulta aquí más noticias de Ávila.