La Encarnación causa hasta 30 minutos de retraso a los autobuses de Tussam

  • En la plaza existen paradas terminales de un total de 11 líneas.
  • El tráfico y ‘las setas’ provocan que tarden hasta 15 minutos en darle la vuelta.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SEVILLA.
La calle Imagen se colapsa todos los días.
La calle Imagen se colapsa todos los días.
R. G.

El tráfico, el estrechamiento de la calle por las obras de ‘las setas’ y la cantidad de paradas de Tussam en la Encarnación causan retrasos de hasta 30 minutos a los autobuses.

Los poco más de 600 m que separan Puerta Osario de la plaza de la Encarnación se han convertido en un cuello de botella para la circulación del transporte público y privado.

En realizar este trayecto, ida y vuelta, los vehículos de la empresa municipal pueden llegar a tardar media hora, según cuenta la Asociación Sindical de Conductores. Los peores momentos: las horas punta, con la entrada y salida de los colegios de la zona.

Aunque el principal problema es, según sindicatos y usuarios, la propia plaza. En su entorno hay paradas de 11 líneas (con 10.000 viajeros diarios) lo que supone el paso de unos 600 autobuses de media al día.

Más de 15 minutos

Con el estrechamiento de la calle, la afluencia de peatones, los coches y los autobuses, «dar la vuelta puede llegar a suponer más de 15 minutos», explica Antonio Núñez, presidente del comité de empresa de Tussam. Algo que también denuncian a 20 minutos una veintena de usuarios consultados.

En cambio, Tussam asegura que, salvo algunas incidencias de tráfico, la velocidad comercial de estas líneas ha aumentado respecto al año pasado.

El sector del taxi es otro afectado. «Hay muchos autobuses, no hay control y con la entrada o salida de los colegios esto es horroroso», dice Fernando Morales, de Unión Sevillana del Taxi. Algunos de sus usuarios cuentan que han llegado a tardar 25 minutos en pasar Escuelas Pías e Imagen.

Además de la Encarnación, la Asociación de Conductores señala otros dos puntos negros: Resolana y Luis Montoto, zonas que causan retrasos de 15 minutos.

LOS AFECTADOS

Irene Álvarez, auxiliar de ayuda a domicilio. «Hay veces que tardan 20 minutos en dar la vuelta a la plaza. Cojo el 10 todos los días para venir a trabajar y tarda una eternidad desde que lo ves llegar hasta que da la vuelta a la plaza de la Encarnación».

Miguel Ángel Rodríguez, estudiante. «Todos los autobuses tardan. Yo siempre cuando vengo al centro cojo el 24 o el 20, y aunque ambos tardan, el segundo es el peor porque da muchísimas vueltas. En este trayecto se forman grandes atascos».

J. T. R., ama de casa. «El autobús se llena siempre en la Encarnación. Cuando vengo al centro, siempre tengo el mismo problema, porque a Ponce de León los autobuses de las líneas 24 y el 27 llegan a reventar y casi nunca paran a la primera».

Mostrar comentarios

Códigos Descuento