Según ha informado el PP en un comunicado, con esta medida excepcional, la dirección regional del PP de Baleares refuerza su compromiso con las islas menores, reconociendo su especificidad y demandas propias, desde el convencimiento que "una mejor representatividad territorial beneficiará la defensa más directa y efectiva de los intereses de sus habitantes".

Tradicionalmente, los candidatos a los respectivos Consells formaban parte de la candidatura al Parlament, precisamente para garantizar la defensa de los intereses de cada isla, sin que eso suponga un coste adicional al ciudadano, porque la legislación actual establece que en ningún caso se pueden cobrar dos sueldos públicos.