Febrero fue un mes seco, cálido y extremadamente soleado en Cantabria
Febrero fue un mes seco, cálido y extremadamente soleado en Cantabria EUROPA PRESS - Archivo

Así lo destaca la Delegación de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) de Cantabria en su balance climatológico mensual, en el que ensalza además que el tercer mes de este año 2019 también fue seco y se registraron temperaturas normales para la época.

Según la AEMET, el mes de marzo registró la mitad o menos de la precipitación esperada para uno de los meses que normalmente es de los más lluviosos del año.

La primera semana fue una prolongación de la carestía de precipitaciones de febrero y a partir de entonces se concentraron unas escasas lluvias hasta el día 19, fecha a partir de la cual cesan casi totalmente.

Se vieron algunas precipitaciones de nieve, escasas y en contadas ocasiones, en las zonas más altas salvo el día 18 en que se registraron en cotas más bajas.

La persistencia del tiempo anticiclónico y el flujo zonal dominante fueron la tónica dominante, con el paso de algún sistema frontal a mediados de mes y una borrasca de algo mayor entidad al final de la primera semana.

Al final, en los últimos diez días, el tiempo anticiclónico dio paso a un tiempo seco y soleado.

Las temperaturas en general se mantuvieron en marzo dentro de parámetros normales para la época del año, destacando en las máximas los 27ºC en Tama el día 16. El tiempo anticiclónico y soleado hizoque las máximas sobrepasaran los veinte grados en numerosas fechas en toda la región.

Mientras que las temperaturas mínimas fueron moderadas, manteniéndose por debajo de cero casi todo el mes en Campoo, Valderredible y, ocasionalmente, en Liébana, destacando los -4,8ºC en Cubillo de Ebro con el tiempo anticiclónico de la última decena del mes.

Los vientos fueron de carácter flojo con la excepción del día 6, con el paso de la borrasca más profunda del mes, aunque no superaron los 100 km/h salvo en las zonas más altas de Cantabria.

La insolación de este mes de marzo nuevamente, ha estado muy por encima de lo normal, hasta el extremo de ser el marzo más soleado en Santander desde que hay registros a partir de 1931.

En cuanto a los valores extremos el mes, la temperatura máxima más alta fueron los 27,3 grados registrados en Tama el 16 de marzo, y la mínimas más baja, -4,8 grados el día 22 en Cubillo de Ebro. La máxima precipitación recogida en 24 horas fueron 28,8 litros por metro cuadrado en Soba-Alto Miera el día 18 y la racha máxima de viento, 127 km/h en día 6 en Alto Campoo.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.